Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 5

Zoología. Peces. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 5. Página 555.



Vinos Divertidos : Colección Vintage


GENERO ANCHOA.

El gnero que nos ocupa es uno de los que ufrece mas rasgos caractersticos de conformacin de costumbres , semejante las de los Arenques, Alosos y Sardinas. Estos peces son los conocidos en casi todas las costas de Europa , bajo el nombre de Anchoas; el carcter distintivo de este gnero consiste en la desmesurada magnitud de la hendidura de la boca, y lo saliente del hocico. Los intermaxilares son pequeos y estn ocultos debajo del hocico , y se hallan adheridos de una manera tal al maxilar, que se mueven con l y no se los distingue mas que por su direccin; el vmer es muy estrecho, y tiene algunos dientes en su extremidad; los paladiales y los pterigoideos forman tambin como unas pequeas y estrechas bandas, erizadas por pequeos dientes, que en algunas especies parecen solo asperezas, siendo una de ellas la anchoa de Europa , en que apenas se conocen ; pero en las especies exticas se hallan bastante pronunciados; en la anchoa, la hendidura de las agallas es proporcional la de la boca , y no parece desmesurada; la membrana branquistega es muy estrecha, y se halla oculta debajo de las ramas de la mandbula, sostenida por dos radios cortos, cuyo nmero es variable segn las especies; algunas anchoas no tienen mas que nueve radios, mientras que en otras se cuentan basta catorce. Estos peces en general tienen el cuerpo redondo, una pequea dorsal, y una caudal ahorquillada; las pectorales se hallan colocadas bastante bajas , y casi junto la hendidura de las agallas, y las ventrales casi imperceptibles; en algunas especies exticas el cuerpo es tan aplastado y delgado, que puede compararse una hoja de cuchillo, segn lo afilado del perfil del vientre; todos estos caracteres, y

haciendo una ligera resea de lo que ya llevamos dicho sobre su importancia, producios y utilidad.

La pesca del arenque ha sido mirada por los economistas , no solo como un importante ramo de riqueza pblica para los pases en cuyos mares abunda esta preciosa especie, sino tambin como ya dejamos indicado cuando hablamos de l, como el centro activo de un gran nmero de audaces, fuertes y experimentados marinos , que en estos pueblos naciones martimas en su mayor parte como sucede en Inglaterra, forman , por decirlo asi, la reserva de esa brillante y audaz marinera que es, y ha sido siempre, la admiracin y envidia al mismo tiempo de las dems naciones. La de la sardina, aunque de menor consideracin produce resultados parecidos, y en Espaa forma casi la riqueza exclusiva de algunas poblaciones de la costa de Galicia. En otros tiempos la pesca era la ocupacin de los habitadores de toda la costa del norte de nuestra Pennsula, y los barcos de los vizcanos y guipuzcoanos llenaban los mares del Norte, donde no solo se lanzaban con valor perseguir al arenque, sino tambin los grandes cetceos, que entonces mas que ahora, se acercaban bastante nuestros mares. Los marinos provincianos eran entonces los mejores de Europa , y la mas poderosa de las escuadras la Espaola, tripulada por los diestros y experimentados hombres de mar de aquella costa. La decadencia de nuestra marina de guerra , y el engrandecimiento de las de Francia Inglaterra, juntos al alejamiento de las ballenas los mares polares, han influido poderosamente en la importancia de nuestras pesqueras del Norte, que hoy son casi insignificantes.

Las clupeas nos dan, ademas de un bueno y abundante alimento, .varios productos siendo el principal su aceite, que en las naciones del Norte donde el olivo no est aclimatado, suple en el alumbrado este.

especialmente la estructura de la mandbula superior, demuestran la semejanza de las anchoas con los dems clujjeoideos; la mayor parte de las especies de este gnero tienen el vientre dentellado como los clu-peoideos y la anchoa comn, asi como otras exticas se exceptan de esta regla casi general.

La anchoa de Europa habita en las profundidades del Ocano, aproximndose las costas en la poca de la freza; su pesca en algunos parajes es muy productiva y se haceu de ella considerables exportaciones. Es de notar la tendencia que tienen las anchoas por su naturaleza prolongarse en filamentos mas menos largos algunos de sus miembros; en algunas especies los maxilares acaban en figura filiforme; en otras el primer radio de la pectoral suele ser mas largo que el cuerpo, y otras se distinguen or la truncadura del lhulo superior de la -auiai.

ANCHOA COMN

(Linneo).

Este pez por lo comn se encuentra en todo el Mediterrneo lo largo de las costas occidentales de Espaa y Francia, y abunda menos en el Ocano septentrional y el Bltico; en uno y otro mar se presenta por las costas en numerosas bandadas, produciendo asi abundantes pescas, razn por la cual es conocida en todos los paises del mundo y es muy buscada causa del sabor que comunica nuestros diversos manjares despus de salada; pero pocos son los que han visto este pez entero, porque los que se dedican su salazn tienen costumbre de cortarles la cabeza, y al arrancarla extraen con ella las visceras digestivas. Es admirable la destreza con que las mujeres empleadas en este trabajo cortan la cabeza con la punta de la ua del dedo pulgar, y sacan la par enteras todas las visceras; esta costumbre es muy antigua , asi como su preparacin en el comercio, pues ya este pez se usaba en la fabricacin de ciertos ga-ros salmueras muy estimadas entre los griegos.

La anchoa tiene el cuerpo muy largo y redondo; la altura del tronco, se halla comprendida siete y media veces en la total longitud y la cabeza equivale un tercio, siendo esta notable por la magnitud de la hendidura de las agallas, por la prolongacin del hocico y la enorme abertura de la boca tan desmesurada, que cuando la abre , podra engullir peces de mayor magnitud que l mismo ; el ojo es bastante grande; su dimetro equivale la cuarta parle de la longitud de la cabeza. La parle superior de la cabeza forma entre ambos ojos un rombo bastante largo , cuyo arete longitudinal elevado en su superficie formara una grande diagonal; en el ngulo frontal tiene las ventanas ile la nariz que son muy pequeas y se hallan tan reunidas , que para distinguirlas es preciso fijarse cu la prominencia membranosa que las separa ; el primer suborbitario, consiste en una lmina muy delgada y larga que se prolonga lo largo del preoprculo, y los dems son tan pequeos, que casi no se los distingue. La boca se halla rasgada hasta el tercio dcila cabeza , y los dos maxilares guarnecen el borde de la mandbula inferior, y todo el hueso, est guarnecido de dientes sumamente finos; la membrana branquistega es muy baja, y sus radios que suelen ser trece, cortos; la lengua de este pez es tan pequea que parece un simple tubrculo. El vmer que se adelanta hasta la prolongacin etmoidal carece de dientes, pero los paladiales y pterigoideos que son fuertesy largos, tanto como bis ramas de la mandbula superior, presentan unas finas escabrosidades dientes mas fciles de reconocer al tacto que la simple vista.

La pectoral es triangular, bastante ancha y en su nacimiento tiene una escama membranosa, iambien triangular y puntiaguda, que fcilmente puede confundirse con alguno de los radios de la aleta. Las ven-