Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 5

Zoología. Peces. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 5. Página 300.



Vinos Divertidos : Colección Wine Animals


i pertenece una especie muy semejante al cfalo europeo.

ltimamente por los ejemp'ares recibidos del Sene-gal por los que pertenecieron las antiguas colecciones tradas por Adanson y por los individuos de la misma especie que Mr. Delalande pudo recoger en el Cabo, se ve con toda claridad que el SenegaT, y probablemente los dems rios de aquella costa poseen el cfalo europeo sin ninguna diferencia esencial. Su volumen es el mismo ; su hocico ancho y arqueado; sus dientes casi imperceptibles; sus orificios nasales bastante separados, sus maxilares ocultos; sus anchos sub-oprculos; las grandes escamas de la base de las pectorales, en una palabra, todos sus caracteres son exactameute los mismos, sin presentar ninguna dlas modificaciones que sufren las especies de las costas americanas.

No puede en vista de esto dudarse que en las aguas de Guinea se encuentran peces de este gnero, y esto hace presumir que seria uno de ellos el que Bloch represent con la denominacin de mugil tang. Algunas imperfecciones que se notan en el diseo con que acompa su descripcin no deben causar admiracin al que est acostumbrado saber apreciar lo que muchas veces valen en sus detalles aquellos hermoso^ dibujos tan completos primera vista.

Adanson trajo tam'jien de la embocadura del Sene-gal un mgil enteramente parecido al saltador del Mediterrneo, y que indudablemente pertenece la misma especie.

Pero aun se conocen en el Senegal y sus inmediaciones por lo menos otras tres especies de mgiles desconocidos en Europa.

mgil de grandes escamas.

(Valenc.)

El primero de aquellos pertenece al grupo de nuestro cefalo; pero es adems notable por la extremada dimensin de sus escamas, de las cuales no tiene mas que veinte y seis veinte y ocho (en vez de cuarenta y cinco) en linea longitudinal, y nueve diez (en vez de trece catorce) en sentido horizontal.

Es cinco veces tan largo como alto; su cabeza est contenida, en cuanto su longitud, cinco veces y media en la de todo el individuo, y su altura en la nuca representa dos tercios de la longitud general. Sus orificios nasales estn bastante unidos. El suborbital truncado hacia atrs, tiene su borde anterior inferior profundamente recortado en forma de arco entrante por la comisura de los labios, y por la extremidad del maxilar que se presenta por debajo. La pectoral no tiene grandes escamas en su base , y la de la primera dorsal tampoco es considerable. Su altura delante de la caudal es mas de la mitad de la del cuerpo en el centro.

Su lengua es parecida la del quelon, y el paladar presenta la misma concavidad longitudinal. La porcin anterior de la membrana que cubre el vomer est erizada de asperezas grandes y puntiagudas que primera vista podran pasar por dientes. En los palatinos que por cada lado bordean la concavidad del paladar se ven tambin asperezas medianas dispuestas en dos filas longitudinales.

El color de este pez parece haber sido plateado con reflejos pardos.

mgil de anal en forma de hoz.

(Valenc.)

El segundo de estos mgiles del Senegal es parecido en cuanto sus formas al dorado de Europa.

Los colores que se han podido observar en los ejemplares de esta especie trados por Mr. Rang, se diferencian muy poco de los del mgil europeo que acaba

presentada cuatro veces y un cuarto en la longitud total. Su cabeza es pequea pues no compone mas que el quinto de la longitud individual, y el perfil desciende mas rpidamente que en las dems especies. Su mandbula inferior avanzando tanto, y aun algo mas que la superior le da al individuo un carcter particular. Sus lneas pardas son bastante pronunciadas, y en su caudal se ve un ligero orillo negruzco.

La membrana del ojo es mas gruesa que en ninguna otra especie. Los palatinos presentan en su parte posterior dos medianas lminas erizadas de asperezas muy fuertes, y delante del vmer se nota la concavidad que se ha observado ya en los cfalos.

No se pierda de vista que no es posible colocar entre los mgiles de Amrica, ni aun generalmente hablando en la familia de los mugiloideos, el mugil appendiculatus de Mr. Bosch, que Mr. de Lacpde denomin mugilomoro Ana Carolina.

Este pez no es en realidad sino un elope de la costa de los Estados Unidos. Su dorsal nica, los apndices que tiene en todas las Jetas, sus treinta y cuatro radios branquiales, y el nmero de radios que presenta en cada aleta le dan suficientemente conocer.

Al decir Lacpde que la mandbula inferior de ese pez est aquillada por dentro, ir.liri esa circunstancia solo por el nombre de mgil que Bosch le habia dado: cuando aade que cada radio de su dorsal tiene un apndice, funda exclusivamente su opinin en un equvoco. Mr. Bosch dijo: mugil appendiculatus pinna dorsali nica, viginti radala, mnibus ap-pendiculatis; pero es verosmil que el adjetivo appendiculatus se referia mnibus pinnis y no mnibus radiis.

Otro ejemplo de la malhadada mana de multiplicar las especies, establecindolas en datos no muy seguros se ve en el mugil chilensis de Molina. H aqu sus palabras.

Este rio (Rio claro) suministra en abundancia mugues llamados athempe lisas, no menos exquisitos que las truchas, y que solo se distinguen del cfalo de Europa en que no tienen mas que una aleta dorsal.

Mr. de Lacpde, erigiendo este pez en gnero con el nombre de mugiloideo, le supone como al mugilomoro una mandbula inferior aquillada en su parte interna, y procede asi sin mas fundamento que el haber Molina dado el nombre de mgil al pez en cuestin.

Tambin figuran entre los supuestos mgiles de Amrica el cinereus de Walhaum, y el shad de la Carolina de Catesby que pertenece al gnero que hemos clasificado con la denominacin de gerros. No se concibe como se le pudo ocurrir nadie el suponer que ese pez era un mgil.

mgiles de frica.

Bloch recibi de Guinea un mgil que denomin iang, y al cual crey caracterizar por sus oprculos desprovistos de escamas , pero eso no es mas que un incidente casual que sucede todos ios mgiles siempre que no se tiene el mayor cuidado en su preparacin. Como variedad del tang present otro pez que Jobn le habia remitido de Tranquebar, y cuyas diferencias consider como mucho mas que suficientes en el gnero para poder distinguir una especie. Como no dijo tampoco con claridad cual de los Ejemplares era el que representaba la lmina que public, nada de positivo puede deducirse de su descripcin.

Las investigaciones que sobre el particular se hicieron en el gabinete de aquel observador dejaron el asunto en la misma oscuridad; pero se vio que el ejemplar que habia recibido de Guinea, y que conservaba el titulo de mugil tang del mar de Etiopia,