Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 5

Zoología. Peces. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 5. Página 289.



Vinos Divertidos : Colección Vintage


Mr. Risso, advertido por los pescadores de Niza, indic cuatro' especies y dos variedades que luego convirti en especies, intent caracterizarlas; pero sus diferencias, tomadas de matices de los colores muy poco distintos , de algunos otros rasgos poco pronunciados no habran tenido tal vez para los naturalistas mas peso que las anteriores observaciones de Rondelet.

Mr. Ralinesque se limita recordar los nombres empleados anteriormente por el autor de Montpeller, pero no considera los peces que se refieren mas que como variedades de una sola especie.

En el prdromo de observaciones ictiolgicas de Mr. del Nardo, impresas en el sis de Mr. Oken se dice que los pescadoros de Chioggia distinguen cinco especies de mgiles que Mr. Nardo no considera tampoco sino como variedades. I1 na parte de sus denominaciones cievoli, botoli, canestri, cortegano o-roghe y vergelate entra en los que Belon habia ya mencionado. El cievolo, dice el citado autor, es el primero de los de Laroche , el buoiega su segundo , y por consiguiente ambos son los mismos que nuestro cfalo y nuestro mgil de labios gruesos.

Mr. de Mertens menciona tambin poco mas menos los mismos nombres y atribuye las diferencias la edad, diciendo que las pequeas se llaman bottolo, siendo algo mayores caostello, verzelata y destregan ; teniendo el peso de una libra, ceolo cievolo y desde dos libras hasta catorce, que es el mayor peso que llegan, bocega y volpina. Estos nombres, segn dice Mr. de Mertens, son ya antiguos: en un documento del siglo XV se nace mencin de los ceffalis, listriganis y vercellatis.

Si hemos sido mas afortunados en la investigacin de los caracteres positivos y verdaderamente especficos, no lo debemos por de pronto sino al generoso celo de Mr. Savigny que recogi y deposit en el Museo de Pars una coleccin de peces del Mediterrneo no menos notable por el nmero, que por el esmero, que se emple en su eleccin por parte de aquel sabio naturalista.

Por lo concerniente los mgiles en particular consult personalmente Mr. Risso para asegurarse de que eran las mismas especies las que este posea. A esa coleccin se han aadido individuos recogidos en otro tiempo por el mismo Cuvier en Italia; otros que monsieur Delalande trajo de Marsella y los que los seores BaDon y Bibern enviaron de Toln y de Sicilia. Se han comparado estos peces con los que se venden en la pescadera de Pars y los que se pescan en algunas dlas costas francesas del Ocano, particularmente en las de Picarda y en las de Aunis. Asi es como se han podido determinar con precisin los ligeros matices de forma que marcan la separacin , y que en lo sucesivo no dejaran duda alguna de que en solo los mares de Francia se encuentran seis siete especies perfectamente distintas.

Cuvier public un extracto de ese gran trabajo en la segunda edicin del reino animal. Por medio de caracteres muy marcados determin las seis especies de mgiles que mas abundan en el Mediterrneo y que son mas tciles de conocer. De esta manera los naturalistas que han venido posteriormente han tenido ocasin de ilustrarse, y en su consecuencia han adoptado todas las disposiciones de aquel sabio.

El S prncipe de Musignano que ha representado perfectamente todas nuestras especies del Mediterrneo, ha sabido reconocerlos muy con arreglo la nomenclatura de Cuvier y en algn modo ha justificado tambin la exactitud de los caracteres. Al tratar de los Mgiles del Ocano se dar razn de los trabajos de los seores Nilson y Yarell.

Es singular que en las largas descripciones que Artedi, Brunnich, Pennant, Bloch, Palasete, han hecho de sus mgiles y hasta en sus diseos se hayan tomo v.

adherido tanto los caracteres comunes y genricos, fijando tan poco su atencin en los detalles, de donde se infieren las difencias especficas. De aqu resulta que hoy apenas se puede saber cual era la especie que cada cual de ellos tuvo la vista para hacer la descripcin.

Por una palabra de Linneo puede sin embargo creerse que la especie observada por este naturalista no fue el cfalo; pues al describir su carcter genrico se expres en estos trminos: denticulus in/lexus suprasi-nus oris, expresin que Schaw ha cambiado en callus, y que puede referirse mas que la extremidad encorvada del maxilar que se presenta en la parte posterior dla comisura en algunas especies, y que precisamente no se observa en aquella.

Por otra parte Linneo ejecut el mayor nmero de sus trabajos ictiolgicos con arreglo los materiales compilados por Artedi, y este dijo terminantemente en la larga descripcin del Mgil cfalo, oculi... nulla cute communi tecti. Lo cual ciertamente no habra dicho si hubiera examinado los ojos del verdadero cfalo.

Trataremos por lo tanto de suplir esa falta de atencin; mas para proceder metdicamente se describirn los mgiles del Mediterrneo, comparndolos entre s y procurando referirlos las indicaciones que de ellos dieron los antiguos autores; se pondr de manifiesto lo que se sepa de mas positivo acerca de sus costumbres y propiedades, y pasando por ltimo las costas del Ocano se har la descripcin de los que existan nicamente en aquellas aguas. Dado este paso ser fcil avanzar las regiones mas remotas, indicar tanto las especies propias de nuestros mares que se encuentren como las que nicamente habiten en las costas de aquellas regiones.

mgil de cabeza ancha:

(Mugil cephalus, Valenc.)

El trabajo que se acaba de indicar debe ser precedido de una descripcin detallada de la especieque con mas frecuencia suele encontrarse en el Mediterrneo, que es la que mas particularmente ha llamado la atencin de los sabios naturalistas. Esta especie es el gran mgil, mgil de ancha cabeza, que con mucha razn debe conservar privativamente la dominacin de cfalo, que Rondelet le adjudic tan acertadameute. En efecto, esta es la especie que aquel observador clasific con el nombre particular de cfalo, como se deduce de estos dos rasgos: capite ex majare, latiore sed breviore guam rehqui mugues, y este otro, ocuii magni, mucagine quadam obducti. palpebram esse dceres.

Este es ano dudarlo el cephalus de Aristteles, pues esta es la sola especie que tiene los prpados gruesos y mucosos que le cubren parte del ojo, razn por la cual el mismo Aristteles afirma que puede este pez quedar ciego durante el invierno, por la condensacin de dichas membranas.

Todava se le da el nombre de cfalo en el mercado de Roma, segn personalmente ha tenido ocasin de observarlo el continuador de esta historia. Asegura Mr. Carlos Ronaparte que los pescadores distinguen este pez por el nombre de cfalo vero, cfalo comn y cefalo mattarello. En algunas costas de Francia lo llaman cabot, que tiene la misma significacin. Entre los pescadores de Venecia es conocido por el nombre de cievolo, que probablemente era una mera adulteracin de cfalo; mas segn el autor que acaba de citarse, se le da tambin en la misma ciudad el nombre de tiopino y volpinelto ; en Toscana lo llaman mugue caparello y Niza carida. Por supuesto hay que tener presente que en esos diversos lugares todos esos nombres son mas bien genricos que especficos. Segn Rafinesque los Sicilianos lo conoceran en las cos-19