Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 5

Zoología. Peces. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 5. Página 96.



Vinos Divertidos : Colección Wine Animals


ta verstes de la desembocadura del Terek, y que evitan remontar este rio a pesar de que no es rápido y de que se ven en él inicio percas y muchos ciprinos. Tampoco le gustan mucho las grandes profundidades y asi es que de ordinario se la ve á dos o tres pies debajo del agua. En invierno, sin embargo, baja mas. Los juncos y las cañas la atraen, sobre todo en la época del zelo.

Sus hábitos no son muy sociables. Aun cuando haya muchas en un estanque ó en un rio, cada una sigue su rumbo á parte, sin formar grandes bandadas como otros peces. En cierto modo nada á saltos: en un agua tranquila se la ve que permanece mucho tiempo inmóvil, y que luego de repente y con gran rapidez se dirige á cierta distancia, para recobrar allí su primera inmovilidad. Se lanza raras veces fuera del agua, y apenas acude á su superficie á no ser en la estación calurosa cuando puede apoderarse de muchos mosquitos ó de sus larvas. Se nutre en general de gusanos, insectos que nadan ó que vuelan por encima del agua, de pequeños crustáceos, de pececillos; y como es muy grande su voracidad, no siempre toma las precauciones necesarias en la elección de su presa; asi es que el epinoquío le da comunmente la muerte, porque erizando sus espinas en el momento en que la perca va á tragárselo, se las clava en el paladar ó en la garganta; las salamandras, las culebras pequeñas y las ranas jóvenes, le sirven también de alimentos, y Lacépéde asegura que también se lanza con avidez sobre las ratas de agua de corta edad.

La perca entra en zelo desde la edad de tres años, cuando viene á medir unas seis pulgadas de longitud, pero se ignoran los años que tarda en llegar á su cabal crecimiento. En nuestros países apenas pasa de quince á diez y ocho pulgadas, llegando raras veces á dos pies; en tal caso pesa de tres á cuatro libras. Lo propio se observa en el lago de Ginebra, al decir de Mr. Jurine. Penant asegura que se cogió una de nueve libras en el rio serpentino de Hyde-Parck, en Londres; pero apresurémonos á añadir que lo refiere sobre la palabra de otra persona. En cuanto á la cabeza que mide dos empanes de altura y conservada en la iglesia de Lula (Laponia), según Scheffer, pertenecería sin duda á otra especie, probablemente á nuestro rebastes del Norte, designadaá menudo con el nombre de perca de mar.

La época de la freza es siempre el mes de abril en el Sena. Bloch asegura que en Brandeburgo solo desoba tan pronto, en las aguas poco profundas, pues en caso contrario es mucho mas tardia su puesta. El grosor que entonces adquiere su ovario, debe inspirarle vivos deseos de librarse de tal carga. En una perca de dos libras, pesa hasta siete ú ocho onzas, ascendiendo en ellos el número de sus huevos, según Har-mers, á 281,000, y según Picota cerca de un millón: esta diferencia puede depender de la edad. Las percas grandes y viejas contienen mas que las pequeñas, lo cual no debe en manera alguna sorprendernos, porque tanto los huevos de las unas como de las otras tienen el mismo tamaño, es decir, que son muy menudos, como que se les ha comparado á semillas de adormidera. Llegado él momento de expulsar se roza la hembra contra cuerpos duros, y hasta se dice que procura que entre en su oviducto la extremidad de un junco ó de una caña, para que se lleve asi parte del fluido vinoso que envuelve sus huevos. Alejándose entonces por medio de movimientos sinuosos, hila en cierto modo este fluido y le prolonga en un largo cordón semejante á los de los huevos de rana, cordón que mide á veces mas de seis pies, pero que está replegado sobre sí mismo en diversos sentidos, formando redes ó pelotones. Examinándole con una lente, se encuentran siempre cuatro ó cinco huevos reunidos por una película en una pelotilla, apoyada sobre otra, de suerte que los huevos parece que se

y en virtud de lo que se lee en Plinio, Opiano, Ateneo y en algunos pasajes del mismo Aristóteles, sobre varios peces que le llevaban, es indudable que los habia marinos, conforme lo demostraremos mas por menor al describir los serranos. Antonio, sin embargo, devolvió á este nombre su acepción primitiva, cuando dijo que entre los peces de rio solo la perca puede compararse en punto al gusto con los peces de mar, y hasta con los Mullus surmuletus.

Nec te delicias mensarum perca silebo, Amnigenos inter pisces dignande marinis, Solus paniceis facilis contendere mullís: Nan ñeque gustus iners; solidoque in corpore partes Segmentis coeunt, sed dissociantur aristis.

(Auson. Moscll. v. 113 y sig.)

Desde entonces no ha variado su sentido, como que el mismo nombre mas ó menos alterado sirve todavía para designar la perca en muchas lenguas de origen latino y teutónico. En italiano la llaman pertega; en Roma, según. Belon, cerna; pesco pcrsico en algunas comarcas; peisxc persio en portugués; perca, pérsico, en español; perche en francés; barsch, bersig, en alemán; perch en inglés; baars en holandés. Los nombres provinciales alemanes varian mucho, pues l/arsch y pcrschke la denominan en Prusia; bars stock-baarsch en Pomerania; berstling, perschhng yxvars-chiegcr en Austria; burstol en Baviera. En Suiza la llaman henerlingí la edad de un año; egle ó elden á la de dos años; stichling á la de tres; y hocling ó bersig á la de cuatro. En Lorena ha recibido el nombre de hirlin, corrupción de hetcerling. En sueco se la denomina abborre; en danés abborn ; en ruso okun ; en el Don tscekames; en los lettos assaris; en Estonia ahren; en Fílandia ahrena; en Laponia woskou y sitler; en Hungría wreutcnsa. Pallas da la lista de sus nombres en todos los dialectos del Asia septentrional : olabuga entro los tártaros; mcechiganija "entre los persas y los búcaros; alyssar entre los jacutos ; jokisch entre los pérmicos; jusch entre los votiacos; sumra y symir entre los vógulos; chirlekos y ulangi entre los tschuvascos; chonshanchull entre los ostíacos de Beresou; toü hacia la embocadura del Ob; lou to entre los samoiedos; sehyrgy entre los calmucos; alagani entre los buretos; jcko entre los tongusos. En japón se llama soc, y en armenio kisil ganam.

La perca se halla esparcida por toda la Europa templada y por gran parte del Asia. Encuéntrasela desde Italia hasta Suecia. Abunda mucho en la Gran Bretaña, y solo falta en algunas islas del mar del Norte, no mencionándosela tampoco en la Fauna de las Oreadas, ni en la de la Groenlandia. Según PallasyGeor-gi, se pesca en toda la Rusia europea y asiática, yen todos los rios que desaguan en los mares Glacial, Báltico, Negro y Caspio. Este mismo último mar, según se dice, cuenta muchas que solo le abandonan en la primavera para subirse por los rios. Pallas hace observar, sin embargo, que no se encuentra ni en el Lena, ni en los rios mas orientales. Por fin, mas adelante veremos que sino vive en la América septentrional, se halla por lo menos representada en ella por peces que se le parecen tanto que muchos naturalistas podrían considerarla como simples variedades suyas.

Los lagos, las corrientes de agua viva y los rios, le sirven indiferentemente de morada, si bien suele preferir mejor que las embocaduras los sitios próximos á los manantiales ó á las fuentes. Evita la proximidad del agua salada, sin embargo de que acerca de este punto es preciso hacer una salvedad. Pallas indica que en la época de la freza, en febrero y marzo, la perca y el esox permanecen voluntariamente en un golfo del mar Caspio, llamado golfo amargo, á trein-



Índice de páginas y de contenidos,
Índice de ilustraciones.



Biblioteca ilustrada de Gaspar y Roig.
Los Tres Reinos de la Naturaleza.
Museo Pintoresco de Historia Natural.
Descripción completa de los animales, vejétales y minerales útiles y agradables:
su forma, instinto, costumbres, virtudes ó aplicaciones á la agricultura, la medicina y las artes en general, comprendiendo mayor número de géneros que en todas las obras publicadas hasta el día.



El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Museo pintoresco de Historia Natural. Los tres reinos de la naturaleza.

Copyright 1996-2020 © All Rights Reserved Francisco Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si crees que falta algo, o está confundido comunicasnoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.