Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 5

Zoología. Peces. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 5. Página 55.



¿Confinado? Date un homenaje, convierte en el protagonista


El tejido celular subcutáneo está mas ó menos impregnado de una grasa oleaginosa, abundante en el género de los salmones y en algunos otros peces conocidos por su adiposidad, pero no es esto lo general. En algunos, como el Orthagoriscus mola ó pez luna, se nota una espesa capa de una especie de manteca, pero gelatinosa en vez de oleaginosa. —Una grasa aceitosa llena también muy generalmente los intervalos de los músculos, y envuelve todo el cerebro. Carecen, sin embargo de esta grasa varios peces, como los gados los pleuronectes y en general los cartilagíneos si en el mismo cráneo la tienen. No asi el esturión ó sollo que ofrece por el contrario, muy abundante y muy compacta la grasa que envuelve al cerebro.

También es un fenómeno curioso él que se observó en los peces cogidos con anzuelo y que se sacan de gran profundidad con la suficiente rapidez para que no tengan tiempo de comprimir su vejiga ó de vaciar el aire que contiene. Este aire, no comprimido ya por la gran columna de agua que sobre él pesaba, rompe la vejiga y se corre por el abdomen, ó bien la dilata extraordinariamente y hace salir por la boca el esófago y el estómago. Esta observación la hicieron en el Mediterráneo los señores Biol y de Laroche, y en las percas del lago de Ginebra M. Jurine.

Gotthelf de Fischer creia que la vejiga natatoria podia ser también un auxiliar de los órganos de la

Una de las secreciones mas notables del cuerpo de los peces es la del aire que llena su vejiga natatoria. Por lo menos es bien seguro que en los géneros muy numerosos en los cuales esta vejiga no comunica con el exterior, el aire que contiene ha de ser precisamente producto de una secreción, para la cual se ven en estos géneros diversos órganos glandulosos. Peces hay también, tales como la anguila, que reúnen un canal de comunicación y órganos glandulosos; pero en la mayor parte de los que tienen este canal no se ven glándulas.

Gauthier Needham, en su tratado uüefoi-matu fe-tu» es el primero que estableció que el aire se introducía por secreción en la vejiga natatoria, llamando particularmente la atención sobre este órgano. Redi en sus Observaciones sobre los animales que viven en otros animales vivos, (dió á conocer muy bien los cuerpos que sirven en muchos peces para esta secreción. Kcelreuter dio también pruebas de este origen en una memoria sobre la Iota.

La vejiga se compone de una túnica muy fina en el interior, y de otra mas gruesa de naturaleza fibrosa muy particular, que da especialmente la mejor cola de pescado; está tapizada al exterior por la túnica general que el peritoneo da á todos los intestinos. Es respiración. Y efectivamente , Humboldt y Provencal han demostrado que cuando se arranca la vejiga a un pez, es casi nula la producción del ácido carbónico por sus branquias. Pero decir, como han dicho algunos, que es materialmente el análogo del pulmón porque en ciertas especies comunica con el esófago, y porque no ofrece menos celdas y vasos que los pulmones de las salamandras, por ejemplo, es a nuestro modo de ver una suposición sin ningún fundamento real. No solo no hay semejanza alguna en la distribucion de los vasos, sino que en la inmensa mayoría no comunica la vejiga con el exterior. En muchos si abre en el fondo del estómago este canal de comunicación (cuando le hay), y aun en las especies en que va al esófago no es bajo la misma relación de conexión, pues la vejiga se abre por encima en este canal, y el pulmón comunica siempre con él por debajo.

Por lo demás, sea cual fuere la opinión acerca de sus usos , difícil es explicarse, cómo un órgano tan considerable no ha sido concedido á tantos peces, y no solo á los que viven tranquilos de ordinario en el fondo de las aguas, como las rayas y los pleuronectes, sino también á otros muchos que no ceden á ningún otro en la rapidez y la facilidad de sus movimientos, como los escómberes por ejemplo. La presencia ó la falta de la vejiga natatoria no está tampoco en consonancia con las demás relaciones de con unas veces simple, como en las percas; otras lleva,como en ciertos gados, mas ó menos apéndice en ciertos casos ramosos (escienos); al que está dividido en dos partes, una anterior y otra posterior, por una estrangulación, como en los ciprinos, los miripristis, los terapon y muchos salmones, ó en dos partes laterales por una escotadura, como en los tetrodon y diodon. Los catostomos le presentan dividido en tres secciones. En los abdominales principalmente comunica por un tubo con el canal intestinal, ya con el fondo del estómago como en los arenques. La del esturio ó sollo aboca inmediatamente al esófago por una ancha abertura. Ofrece á veces músculos propios especialmente en los escienos y en muchos salmones de la división de los carax.

En la vejiga natatoria se encuentra generalmente ázoe mezclado apenas con algunas fracciones de oxígeno ó de ácido carbónico conforme observó el primero Fourcroy. Este punto le han tratado con mas extensión los señores Biot (1807) Provencal, Humboldt(1809) y Pedro Conligliacchi (1809 Pavía). Este último autor aseguró que encontró en ella hasta cuarenta centesimos de oxigeno; y Biot observó que los peces que viven a grandes profundidades son los que mayor cantidad de este gas tienen, como que una vez llegó á medir hasta ochenta y siete centesimos.

El uso mas aparente de la vejiga natatoria consiste en mantener el pez en equilibrio con el agua, ó volverle mas pesado ó mas ligero que esta, y por consiguiente hacer que suba ó baje según comprima ó dilate dicho órgano. Para esto le basta aproximar sus costillas ó separarlas. Está probado que sí se rompe se queda el pez en el fondo del agua, se vuelve boca arriba y no, goza ya dé la facilidad de movimiento que antes revelaba.

formación de los peces, y en el mismo género de los escómberes, una especie muy afine del vulgar (el Scomber pneumatophorus de Laroche) carece de ella. Otros muchos ejemplos por el mismo estilo pudiéramos citar: el Polynemus paradisaeus carece de ella, siendo asi que se la observa en todo el resto del género; es muy grande en los sebastos, mientras que en el género muy aliñe de los pélnros apenas llega al tamaño de un guisante.

La facultad concedida á un corto número de peces, de producir conmociones eléctricas, entra también en la categoría de las mayores singularidades de organización , cuanto mas que los órganos que sirven para ejercerla, no difieren menos entre sí que los demás géneros de órganos.

En la tremielga ó torpedo consiste en tubos membranosos llenos de mucosidad, divididos por tabique-trasversos, apretados entre sí, como las celdas de un panal, en dos grupos situados á cada lado de la cabeza y que reciben enormes ramas de nervios de los pares quinto y octavo. En el gimnoto viene á ser un aparato que ocupa toda la parte inferior do su cuerpo en un gran espesor componiéndose de láminas paralelas entre sí separadas por capas delgadas de mucilago. En el siluro, son dos capas de diferentes sus tituciones interpuestas entre la piel y los músculos de la mayor parte del cuerpo. La mas externa es celulosa, apoueurótica en su cara externa, y recibe nervios del quinto par; y la mas interior es un tejido vedijoso cuyos nervios provienen de los intercostales.

Por medio de estos aparatos, en los cuales, á causa de las diferentes láminas que en ellos alternan, se ha creído ver algo análogo á una pila volcánica, pue-



Índice de páginas y de contenidos,
Índice de ilustraciones.



Biblioteca ilustrada de Gaspar y Roig.
Los Tres Reinos de la Naturaleza.
Museo Pintoresco de Historia Natural.
Descripción completa de los animales, vejétales y minerales útiles y agradables:
su forma, instinto, costumbres, virtudes ó aplicaciones á la agricultura, la medicina y las artes en general, comprendiendo mayor número de géneros que en todas las obras publicadas hasta el día.



El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Museo pintoresco de Historia Natural. Los tres reinos de la naturaleza.

Copyright 1996-2020 © All Rights Reserved Francisco Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si quieres modificar datos o ampliar la información suministrada cuentanoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.