Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 4

Zoología. Reptiles. Ofidios o Serpientes. Página 402 Tomo 4. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Buffon. Los Tres Reinos de la Naturaleza, Tomo 4.



402 LOS TRES REINOS DE LA NATURALEZA. ZOOLOGÍA.

conocer las vértebras raudales. La ferina de oslas varía , como es de suponer, según la configuración y usos de la cola.

Las costillas son largas palancas que sirven para el acto mecánico de 1j respiración, y mucho mas aun para la progresión. Como no hay esternón , se pueden separar al través y de delante atrás recíprocamente en las diversas regiones del tronco, dilatando de un modo extraordinario la cavidad abdominal para que reciba las presas mas voluminosas. La extremidad vertebral está como ahorquillada, articulándose con la columna por dos puntos muy próximos entre sí, que son la apófisis trasversa y el cuerpo de la vértebra , y á veces con los cuerpos de dos. La extremidad opuesta ó libre recibe una prolongación cartilaginosa que la continúa y que está envuelta por fibras carnosas ó aponeuróticas adherentes á la piel, y por lo mismo á las grandes placas escamosas del vientre, á las cuales sirve de punto de apoyo.

Sucede á menudo que las dos ó tres primeras vértebras no llevan costillas ó son muy cortas, aunque en algunos géneros, como las nayas, esas costillas lia- j madas cervicales , son mas largas, mas rectas y mas movibles para sostener los tegumentos de esta región del cuello, que pueden distenderse con objeto de recibir y ocultar la cabeza.—El número de costillas llega ! i pasar de trescientas en algunas especies, de suerte que son los vertebrados que mas cuentan, pues en j las murenas y los olisuros, que son los peces que mas tienen, raras veces pasan de noventa.

Nunca hay verdaderos miembros, por mas que las boas y los pitones lleven en las comisuras de la lien- j dedura de la cloaca, un par de espolones córneos sos- , tenidos por un aparato en el cual, observando Mr. Ma-yer de Bonn piezas óseas articuladas, creyó reconocer ¡ los rudimentos ó vestigios de verdaderas patas poste-riores.

Los ligamentos que reúnen las vértebras entre sí y con las costillas son análogos á los de los demás ani- . males, sin mas diferencia que la indicada sobre la presencia de la glándula sinovíal, etc. Obsérvanse . igualmente en la extremidad vertebral de las costillas varios pequeños ligamentos elásticos que se prestan á f una ligera prolongación cuando los músculos obran | sobre estos huesos para aproximarlos entre sí, y dis-minuir la contracción del vientre, efectuando luego la acción contraria. Esla circunstancia produce una especie de desarrollo pasivo de la cavidad abdominal, á la manera que el ligamento situado di tras de la charnela de los moluscos, tiende á reparar sus valvas cuando dejan de actuar los músculos internos.

ARTÍCULO 2°

De la miología en los ofidios.

Las masas muscular y ósea, formada aquella por las fibras carnosas v tendinosas , representa en volumen y en peso, casi'lns nueve décimos de la totalidad de su cuerpo. Pero estos músculos se repiten, se repro-ducen en cada uno de sus haces de un modo tan cons- ¡ tantemente uniforme , que su estudio parcial, con- i síderando por separado los que van a una misma ] vértebra , bastará para dar una idea de la disposición ¡ general del conjunto del espinazo. Sin embargo, los dividiremos en tres regiones, á saber: l." los que se hallan situados encima del canal de la médula espinal ó al lado de la apófisis espinosa superior, es decir en los dos canales laterales entre las costillas; 2." los que ocupan la columna por el lado del vientre ó de los cuernos de las vértebras; y 3.a los que obran sobre las costillas , las cuales son verdaderamente apófisis trasversas prolongadas, muy desarrolladas, aun cuando se hallen articuladas, lo'eslán de un modo tan sólido,

que los movimientos que se les imprimen son trasmitidos á la vértebra correspondiente, y por lo mismo á la región de la columna.

Los músculos dorsales forman Ires filas ó haces de fibras extendidas en toda la longitud de los canales vertebrales. La línea mas interna á derecha é izquierda , representa al espinoso del dorso, pero es muy complicado, atándose sus fibras en las apófisis espino-i sas. La fila media corresponde al parecer al gran dorsal cuyas fibras van en dirección opuesta alas de otra sene que se ha comparado con la del gran trasverso í de los demás vertebrados. La tercera fila ó la mas externa se inserta en las costillas muy cerca de las vértebras, y presenta, lo mismo que los otros, fibras cruzadas.—Como todos estos músculos se hallan sitúa dos paralelamente en un pequeño espacio, y como se ejerce su acción en canales ó bastidores estrechos, claro está que han de ser poco pronunciados en ti sentido lateral sus movimientos; pero consolidan la articulación recíproca de las vértebras, aproximándolas entre sí, ó dándolas una misma dirección longitudinal, cuando han sido inclinadas á uno ú otro lado como en la acción de reptar, que esla progresión ordinaria de los ofidios.

Los músculos de la región infra-vertebral están mucho menos desarrollados , observándose una serie de fibras que van de la apólisis trasversa á una cresta media ó espinal de pequeña apólisis espinosa, y que se pueden considerar como una serie de trasversos espi-nosus infeiiores, los cuales desempeñan la misma función qic los superiores, pero en sentido inverso.

Los verdaderos órganos activos ó los músculos que producen los movimientos mas extensos, son los que :e atan en las costillas sobre las partes laterales hacia atrás y sobre la región del vientre , asi como también en las partes correspondientes á las apófisis trasversas de las vértebras de la cola; presentándose bastante á menudo estos últimos mas desarrollados y como dobles. Hay inter-costales internos y externos que representan los músculos inter-trasversos de las aves y de los mamíferos. Ademas se notan en distintas direcciones varias capas musculosas que se dirigen á las vértebras, á las costillas, al dermis, etc. Estos últimos se fijan en la piel en la base de las grandes placas ventrales, á las cuales levantan algún tanto , para que le sirvan de puntos de apoyo. En general estas grandes placas ventrales, recargadas y algo móviles, corresponden al número de vértebras ó de costillas porque la simetría es absoluta.

En la región media y enlre las costillas, debajo del vientre se ve una especie de pared muscular ó planas de fibras análogas al músculo cutáneo, ó correspondientes tal vez álos oblicuos y á los trasversos, pues, fallando el esternón y la pelvis, no hay rectos ni piramidales.

Los músculos de la cola representan casi los del tronco para las rociones superiores é inferiores.

Como es natural suponer, los músculos que mueven las mandíbulas difieren en su acción de los demás reptiles de mandíbula fija. Móvil y suspendida la cara de los huesos temporales ó mastoideos, sobre los cuales se mueve hicia atrás y arriba el trasverso al paso que infaliblemente recibe la rama ascendente del in-fra-maxilar y la prolongación epterigoidea por la quese comunica el movimiento á los palatinos y á los supra-maxilares, se comprenden fácilmente las acciones de los haces musculares que determinan : 1." la elevación de la mandíbula inferior para cerrar la boca; 2.°su descenso para abrirla; y 3.° el movimiento de todo el aparato báoia adelante. Por fin hay algunos músculos que tienen por objeto mover los huesos que llevan dientes, dirigiéndoles hacia adelante, báciaatrás ó haciéndoles que se separen recíprocamente.



 

Índice de páginas de Zoología Reptiles. 

Biblioteca ilustrada de Gaspar y Roig.
Los Tres Reinos de la Naturaleza.
Museo Pintoresco de Historia Natural.
Descripción completa de los animales, vejétales y minerales útiles y agradables:
su forma, instinto, costumbres, virtudes ó aplicaciones á la agricultura, la medicina y las artes en general, comprendiendo mayor número de géneros que en todas las obras publicadas hasta el día.

El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Museo pintoresco de Historia Natural. Los tres reinos de la naturaleza. Tomo 4 Zoología. Reptiles. Ofidios o Serpientes. Página 402 Tomo 4. Los Tres Reinos de la Naturaleza.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Francisco Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si crees que falta algo, o está confundido informanos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.