Pasapues > Buffon > Los Tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 3

Zoología. Aves. Página 530 Tomo 3. Los Tres Reinos de la Naturaleza. Buffon. Los Tres Reinos de la Naturaleza, Tomo 3.



530 LOS TRES REINOS DE LA i

criarlo durante un año con semillas socas y sin ninguna especie de bebida, ai nque beben con bástanle frecuencia cuando pueden hacerlo con toda rfjnio-didad. Esta absoluta privaron de bebida es el único medio de curarlas cuando provocan sus aguas, es decir, cuando se hallan atacadas de cierta cnlerme-dad, duranle la cual suelen siempre tener una sota de agua en la punta del pico.

Otros lian creido notar que enturbiaban el agua antes de beber, y hasla se ha querido ver en ello un motivo de zelos; pero esto nunca pasará de mera conjetura, supuesto que no es posible determinar á punto fijo cuales son los motivos que impelen á los animales á practicar este ó aquel acto. Mantiénense en los campos, en los prados y en las viñas, pero rarísima vez en los bosques , sin que se posen vez alguna en los árboles. De lodos modos, se ponen mucho mas gordas que las Perdices ; y lo que mas contribuye á ello, según se cree, es la costumbre que tienen de pasar la mayor parte del calor del dia sin movimiento, á cuyo efecto se esconden éntrela yerba mas pu.dada, viéndoselas algunas veces permanecer cuatro horas consecutivas en el mismo sitio, vueltas de un lado y tendidas las piernas, de modo que debe el Perro caer encima de ellas para obligarlas á alargarse.

Estas aves no suelen vivir, como se dice, mas de cuatro á cinco años, y Olina considera la brevedad de su vida como una consecuencia de su disposición á engordar. Artemidoro la atribuye á su índole triste y rencillosa: tal es en efecto su carácter, del cual han sabido aprovecharse algunos para hacerlas reñir en público, divirtiendo así á la mullitud. Solón quería que los niños y los jóvenes viesen esta clase de combates, para que sacasen de ellos lecciones de valor. Preciso es que esta especie de gimnasia que nos parece tan pueril, se tuviese en mucho entre los hombres, y que formase parte de su política; puesto que vemos á Augusto castigar con pena de muerte á un prefecto de Egipto por haber comprado y mandado servir en su mesa una de estas aves que habia adquirido la mayor celebridad por sus victorias. Aun se ven en el dia torneos de esta clase en algunas ciudades de Italia: cógense para el intento dos Codornices, á las cuales se les da de comer abundantemente : colócaselas en seguida cara á cara una en el extremo opuesto de una larga mesa, y échaseles en medio algunos granos de mijo (pues entre los animales se necesita una causa real para reñir); échanse primero algunas miradas amenazadoras; luego arrojándose como un rayo , júntanse, atácanse á picotazos, y no cesan de reñir empinando la cabeza y levantándose sobre sus espolones, hasta que la una ceda á la otra el campo de batalla. Esta especie de desafios se han visto en otro tiempo entre una Codorniz y un hombre. Puesta la Codorniz en un grande cajón en medio de un círculo que oslaba señalado en el fondo, el hombre le daba en la cabeza ó en el pico con un solo dedo, ó bien le arrancaba algunas plumas : si la Codorniz al defenderse no salia del círculo señalado, su ame ganaba la apuesta ; mas si llegaba á poner un pié fuera de la circunferencia , su digno antagonista era declarado vencedor; y las Codornices que baldan sido coronadas con muchas victorias, se vendían muy caras. Es de notarse que tanto estas aves como las Perdices y otras varias, soban reñir de esta suerte ion las de su especie; lo que supone en ellas mas envidia que valor, y aun que cólera.

Es evidente que con la costumbre de mudar de clima y de valerse del vienlo para verificar sus grandes travesías, la Codorniz debe ser una ave muy diseminada: asi es, que se la encuentra en el cabo de Buena-Esperanza y en toda el Afríca habitable, en España, en los Países-Bajos y en Alemania , en Inglaterra, en Escocía, en Suecia y hasla en Islanriia, y por el lado del Este en Polonia, Rusia, Tartaria y

hasta en la China. También es muy probable que haya nudillo pasar á America . puerto que se esparrama anualmente hasta muy cerca de los círculos polares, puntos en donde mas so aproximan á los continentes, y se las halla efectivamente en las islas Maluinas, según diremos luego. Véselos generalmi nte en mayor iiíiinern en las costas de mar y en sus cercanías, que en los paises en las interiores.

Se encuentra, pues, la Codorniz en todas partes, y en todas se la considera como muv buena caza, por cuanto su carne es de gusto exquisito y tan sana como

Kuede permitirlo sn gordura. Aldrovando dice tam-lén que su grasa se hace derretir aparte, y que se usa como la de Cerdo ; y ya hemos visto nías arriba que los chinos se servían del ave viva para calentarse las manos.

En la caza de estas aves se hace igualmente uso de la hembra ó de un reclamo que imita su grito para atraer los machos al lazo; y aun se supone que basta presentarle un espejo con un lazo delante, donde caen corriendo al verá su imagen,la cual toman porolraave dé su especie. En la China se las coge al vuelo por medio de unas tijeras que los chinos manejan con mucha destreza; y generalmente cuantos lazos están en uso para coger las demás aves son buenos para las Codornices, y en particular para los machos, que son menos desconfiados y mas ardientes que sus hembras, de modo que se les lleva donde se quiere solo con imitar la voz de estas.

CODORNIZ AUSTRAL.

Coturnix australis (Temm. —Vieill.); Perdix auslralis (Lath.)

Es común en la Nueva-Gales del Sur, y con mas especialidad en las inmediaciones do Pucrín-M-on. El macho tiene la frente, las mejillas y la garganta de un blanco mate; las plumas de la cima de la cabeza y de la nuca blanquecinas y negruzcas, las que se ven en las demás partes superiores, sembradas de lajas negras y de líneas tortuosas bermejas, con una parte de amarillento á lo largo de su tronco.

La región inferior del cuerpo es bermejiza y está mezclada con la superior. Las pennas de las alas son morenas y eslán festonadas de bermejizo en el exterior: las de la cola son morenas con líneas tortuosas. La hembra tiene colores mates con manchas bermejas irregulares, y varias líneas blancas sohre la parte superior del cuerpo, cuya correspondiente inferior es de un bermejo ceniciento con líneas tortuosas morenas.

CODORNIZ DE LA NUEVA-ZELANDIA.

Colurnix Norir-Zelaudia- ÍQuoy. -Gaim.)

Es mas voluminosa que la Codorniz común. Tiene el pico ancho, fuerte y torcido. La región superior del cuerpo está mezclada de bermejo y de negro aterciopelado extendido por placas sobre el fondo bermejo. El tronco de cada una de las plumas es leonado, lo que forma una línea estrecha Sobre su color. Las grandes pennas son morenas por encima y de un gris de lino por debajo. La garganta es leonada, y este color se ve salpicado de negro.

El pecho y el Vientre ostentan lúnulas de un moreno oscuro sobre un fondo leonado. El tronco de oslas jilumas es blanco. Sus costados limen larguísimas plumas leonadas con líneas concéntricas, siendo su raquis de un blanco de nieve. Las plumas tibiales que son leonadas, están matizadas de moreno. El pico es de color de asía , y los pies con amarillos. Esta codorniz tiene una longitud de siete pulgadas. La hembra tiene las tintas mns grisientas.

Índice de páginas de Zoología Aves.



 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen

El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si crees que falta algo, o está confundido informanos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.