Pasapues > Buffon > Los tres Reinos de la Naturaleza > Tomo 2

Zoología. Mamiferos. Anatomía y Fisiología. Página 260. Los tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 2.

Buffon Los tres Reinos de la Naturaleza Tomo 2



lio, que presentamos al dar principio al estudio del embrión de los Mamíferos. Se ignora cual es la parte del folículo de Graaf que aparece primeramente, tampoco se sabe cual es la parte del ovario que aparece desde luego.

En los Mamíferos plactntarios, el ovario, es en general ovalado ó redondo, y los folículos de Graaf están como enterrados en su estroma, principalmente en la mujer, mas en el Gato de Algalia, los folículos forman una elevación considerable y abollan su superficie ; y en los Erizos, la independencia todavía mas grande de sus folículos da al ovario la apariencia de un racimo de uvas. Observaremos que esta apariencia viene á ser todavía mas completa en los Aplacéntanos.

El producto de los testículos es conducido al exterior por el canal deferente, cuya relación con el epe-didimo dejamos ya indicada; el producto de los ovarios pasa por el conducto escretorio, la trompa ú oviducto. Varías fueron las opiniones que se han emitido para explicar el origen de estos órganos. Según diversos observadores, el conducto deferente y la trompa resultan de una transformación del canal escretorio de los cuerpos de Wolff cuya comunicación con la glándula testicular ú ovariana se establece luego. Siguiendo á Bischoff, una condensación que se establece anticipadamente á lo largo del canal del cuerpo de Wolff, será el indicio del conducto deferente en el macho , de la trompa en la hembra. Esta espansion ó cordón vendrá á ser pronto un canal que se abrirá en la extremidad inferior, que mira á la glándula; esta abertura persistirá en la hembra, de suerte que la trompa será independiente del ovario en el embrión, como lo es en el adulto; al contrario, esta abertura se obliterará en el macho y se convertirá en epididimo.

Por su parte inferior, las trompas de Falopio, trompas uterinas ú oviductos se ensanchan hacia la glándula ovariana presentando una porción de resortes y repliegues que componen el cuerpo franjeado; la parte ensanchada lleva el nombre de pabellón. En la mayor parte de los Mamíferos, y en la mujer, el pabellón está separada del ovario, y el descenso de los huevos por fuera de este receptáculo esplica ciertas preñeces extrauterinas. En los Carnívoros, las Focas, los Murciélagos, el pabellón abraza estrechamente al ovario como una bolsa.

Cualquiera que sea la manera como se desarrollen los canales diferentes y los oviductos, parece ser cierto que tienen por de pronto cada uno su abertura en la alantóides. Empero, hemos visto mas arriba que la porción de la alantóides encerrada en el cuerpo del embrión por la soldadura de las láminas viscerales produce la vejiga, y que la alantóides está en comunicación con el intestino; se puede, pues, decir bajo el punto de vista fisiológico, aun mejor que bajo el punto de vista anatómico, que los Mamíferos tienen en su origen una cloaca semejante á la que poseen la mayor parte de los Vertebrados. Pronto la vejiga se separa del intestino, que adquiere un orificio particular, el ano, delante del cual los órganos genitales y urinarios tienen una salida común , el seno uro-genital. En el macho esta salida es siempre común, y se alarga en un conducto formado por el cuello de la vejiga y el principio de la uretra. En la hembra se efectúa una separación que no se extiende hasta el exterior; pero que diferencia profundamente la abertura de la vagina de la de la uretra, ambas desembocan en la porción anterior del seno uro-genital, convertido también en vestíbulo ó vulva.

Por la parte inferior de los conductos deferentes se desarrollan las vesículas seminales ó espermáticas, destinadas á tener en reserva el semen destilado por los testículos, y también á segregar un líquido que debe suspender el semen, y separar los haces todavía compactos de espermatozoarios. Lo mas frecuente es uue estas vesículas se desemboquen sobre el canal de-

ferente, antes que este se abra en la uretra. Tan pronto estas vesículas no están constituidas mas que por simples bolsas ó cavidades como en la Liebre y algunos otros Roedores, tan pronto están formadas por canales de dimensiones considerables, se dividen en muchos ramos que se reúnen bajo la forma de vejigas ovoideas después de replegarse muchas veces sobre ellas mismas, como en el Hombre; tan pronto consisten en tubos muy ramificados, como en los Monos; tan pronto en fin , son masas enormes subdivididas en cuatro ó cinco lóbulos formados por un canal ramoso, replegado muchísimas veces sobre sí mismo, como en los Erizos. Las vesículas seminales Existen, en general , bajo formas diversas, en los Cuadrumanos, Tos Queirópteros, los Topos, los Roedores, los Paquidermos, los Solípedos, los Lamentinos, los Insectívoros; parece que faltan en los Rumiantes, los Carnívoros, las Focas, los Cetáceos. A lo menos no siempre se le ha dado igual nombre á las glándulas que se encuentran en todos estos animales; aquellas que acabamos de llamar vesículas seminales en el Erizo, han estado señaladas por algunos autores con el nombre de visícu-las accesorias.

Se ve con frecuencia á varios órganos glandulares formados por tubos ramificados, desembocar en la uretra, á la manera que lo hacen los canales deferentes; se les ha distinguido bajo el nombre de vesículas accesorias, aunque se puede componer una categoría particular de glándulas prostáticas, tubulosas, pues que parece que reemplazan fisiológicamente á las verdaderas próstatas ó próstatas celulosas. Estas están, en general aplicadas sobre el cuello de la vejiga, en la extremidad posterior del canal de la uretra, con la que se comunican por muchos orificios. En el Hombre y la mayor parte de los Mamíferos, la próstata es simple; alguna vez, como sucede en los Rumiantes existen dos próstatas. Esta glándula es una bolsa celulosa en el Elefante; tiene una estructura tubular en el Conejo de Indias. Esta última estructura es una especie de tránsito que puede establecer la fusión anatómica de las vesículas accesorias y las prostáticas, como el papel de estas dos especies de glándulas parece indicar su analogía fisiológica.

Existen aun muchas veces dos pequeñas glándulas que desembocan en la uretra hacía el origen del bulbo de este canal, y suministran un líquido que se mezcla con el esperma, pero cuya función es poco conocida. Estas glándulas llamadas glándulas de Couper, pueden coexistir con las que acabamos de describir en el Hombre, los Cuadrumanos, los Queirópteros, los Insectívoros, los Roedores, los Paquidermos, etc.; existen también solas en los Marsupiales, en los cuales reemplaza fisiológicamente á las vesículas seminales y á las otrns.

En el punto donde los diferentes canales, y en general los canales escretorios de las glándulas seminales, accesorias y prostáticas, se abren en el canal de la uretra, se encuentra un reborde ó pliegue longitudinal de la membrana interna, llamado vero monta-num; el cual contiene alguna vez un profundo fondo de saco, como en los Elefantes. Todas las glándulas que acabamos de describir, parece que derivan de espansiones blastemáticas de los canales deferentes.

En la hembra, la porción inferior de cada trompa se ensancha en el embrión, formando una cavidad que viene á ser la matriz ó el útero, especie de cámara de incubación que tiende á individualizarse y á centralizarse mas y mas. Asi, por la naturaleza del modo de formarse los oviductos ó trompas, la matriz es primitivamente doble, y así se la encuentra en el estado adulto en las Liebres; empiezan á fundirse luego los dos úteros, y esto es lo que se observa en la Paca, en el Conejo de Indias, en los cuales un simple anillo reúne inferiormente los dos órganos que quedan separados en toda su altura; por un progreso del des-



Índice de páginas de Mamiferos.



 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen

El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Zoología, hombres, animales, mamíferos, Publicado a mitad del siglo XIX. Zoología o Reino Animal. Mamíferos. Buffon Historia Natural los Tres Reinos de la Naturaleza

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Actualiza la información que consideres obsoleta dinoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.