Pasapues > Buffon. > Los Tres Reinos de la Naturaleza. > Tomo 2.

Zoología. Mamiferos fósiles. Página 198. Los tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 2.



NATURALEZA.—ZOOLOGÍA

dáctilo es la hembra del Rinoceronte incisivo; pero como en los Rinocerontes actuales las hembras tienen cuernos como los machos, nada autoriza á esta suposición, que se halla además destruida por su talla elevada, puesto que entre los Mamíferos las hembras son generalmente mas grandes que los individuos del sexo contrario.

M. Lartet dice también que varía mucho la estatura según las especies, y que posee dientes molares del Rinoceronte sansaniense tan pequeños como los análogos sobre que M. Cuvier ha establecido su Rh. minutus. Pero esta especie existe realmente, porque M. Lartet ha examinado dos dientes molares superiores, encontrados en el departamento del Alto-Garona, mas pequeños todavía y que tenian un rodete saliente muy marcado, aun en el último. El individuo á que pertenecieron no debia esceder del tamaño de un Cerdo grande.

No conviniendo, al parecer, los caracteres que Mr. Lartet asigna á estas especies, sino á los que dejamos mencionados respecto del Rinoceronte incisivo, que es probablemente su Sansaniense, resultarán siete procedentes de terrenos terciarios; pero creemos que deben distinguirse dos épocas de Rinocerontes en esta clase de terrenos, y que el Leptorino y el Megarino son menos antiguos y pertenecen al terreno plióceno, en tanto que los otros se encuentran en el mioceno. Así este último terreno, donde se hallaron por primera vez los Rinocerontes, suministraría en Europa los Rinocerontes Incisivo ó Sansaniense, Braquipo, Cimogorrense ó de Simorre, Tetradáctilo y Pequeñito (minutos), en número casi igual al de las especies vivientes. Pero estas especies no están reunidas en limitado espacio, puesto que en África no existen mas que dos ó tres á lo mas, en el continente Indico una sola, y dos en las islas de la Sonda. Conviene observar que en aquella época tal vez no estaban separadas entre sí el África y la Europa, y que acaso formaban un solo y vasto continente.

En cuanto al Rh. elatus de Croizet y Robet, al Rh. Golfussii de Krup ó Kirchbergensis de Jaeger, al Rh. Steinheimensis y al Rh. chcerocephalus del mismo, pensamos con Mr. de Blainville que no es posible admitirlos todavía como especies distintas, siendo demasiado fugaces los caracteres en que se ha fundado su establecimiento.

Probablemente entrarán á formar parte de las especies que dejamos anotadas; por manera que perteneciendo el Rh. elatus, según Mr. Pomel, al terreno plióceno, es sin dudad el Megarino ó el Leptorino.

Hánse encontrado en las montañas sub-himalayas los restos de un Rinoceronte unicorne; pero como los señores Falconnet y Cautley están publicando una grande obra acerca de los fósiles de aquella región, debemos esperar que termine su publicación para conocer la especie ó especies de Rinocerontes por ellos admitidas.

GÉNERO MASTODONTE.

Mastodon (Lin.)

Género fósil del orden de los Paquidermos y de la familia de los Proboscideos, establecido por Mr. Cuvier (tomo I de sus Recherches sur les ossements fossiles), para incluir en él los restos de animales parecidos á los Elefantes, provistos como estos de una trompa y de largas defensas implantadas en el hueso incisivo, que tienen su misma talla y pies de idéntica estructura; y que solo se diferencian por tener dientes molares llenos de tubérculos ó pezones cónicos dispuestos en grupos transversales, separados por depresiones, al paso que en los Elefantes están formados de láminas

transversales también, pero cuyos intervalos se hallan rellenos de una especie de cemento. La analogía entre Elefantes y Mastodontes es bastante grande para que Mr. Tilesiüs hiciese de ambos un solo género, á pesar de que no concedía al sistema dentario de los animales el mismo valor genérico que Mr. Cuvier. En su Ostéo-gruphie des Gravigrades, Mr. de Blainville adopta la misma opinión, pero divide este género en dos secciones, es decir, en Elefantes lamelídontes y Elefantes mastodontes.

Los esqueletos de Mastodontes, así como los de los Elefantes, han sido considerados por mucho tiempo como huesos de gigantes, propios para confirmar lo que dice el Génesis de las antiguas razas humanas. Encuéntranse generalmente en los terrenos terciarios superiores llamados pliócenos, mas no mezclados con los esqueletos de Elefantes, esceptuando los parajes en que ha habido trastorno ó recomposición del terreno. Las razas de estos animales parece haber habitado casi todas las regiones del globo, puesto que se encuentran en las dos Américas, en gran parte de Europa, en la India y hasta en la Australasia; el África no las ha suministrado hasta ahora, pero sabido es que este continente apenas se conoce geológicamente.

Los dientes de los Mastodontes tienen un cuello abultado; el esmalte es muy compacto, y cuando se le colora por una sal metálica, produce la sustancia que se llama turquesa. A la manera que en los Elefantes, los dientes de los Mastodontes no existieron todos á un mismo tiempo, sino que se sucedieron de tal suerte, que á medida que uno caía por delante, otro le reemplazaba por detrás, y rara vez se habrán hallado en uso mas de dos á cada lado en ambas mandíbulas, quedando solamente uno en la vejez. Cuvier no ha conocido el número de dientes que se manifestaban de este modo, pues creia que son cuatro; pero numerosas mandíbulas inferiores de individuos jóvenes, adultos y viejos, descubiertos en los Estados-Unidos de América y en Eppelsheim (véase Kaup, Oss. foss de Darms-ladt), han demostrado que son seis, de los cuales los tres primeros pueden considerarse como dientes de leche. Los dos primeros de estos últimos fueron reemplazados, á lo menos ea la mandíbula superior por un diente vertical, que en algunas especies, según Mr. Owen, se malograba con frecuencia. En los individuos en que se ha desarrollado, parece haber siete dientes de cada lado, siete de ellos permanentes. Como es muy raro encontrar este diente en su lugar, prescindiremos de él al describir el sistema dentario.

Los molares superiores son semejantes á los inferiores, á escepcion del último, que es mas corto. Cada prominencia de los dientes de los Mastodontes da orígen á una raíz dividida en dos partes por un surco longitudinal, Índice de los dos conos que forman las prominencias. La raiz de la anterior está por lo común separada de las demás, todas las cuales, mas ó menos soldadas, forman una gran masa que se dirige hacia atrás, y están surcadas transversalmente.

Los tres primeros dientes son por detrás mas anchos que por delante; los dos siguientes son cuadrados en forma de paralelógramo; pero el último se estrecha gradualmente, de suerte que termina en ángulo obtuso. Los dientes superiores son algo mas anchos que los inferiores.

Este género comprende varias especies:

GRAN MASTODONTE.

Mast. giganteum (Cuv.)

Es una de ellas el gran Mastodonte, cuyas filas de dientes están formadas por dos grandes picos obtusos ó pirámides reunidas, y cuyo corte ó desgaste figura un rombo en la punta interna y un cuadrilongo en la extremidad interna de la mandíbula inferior, y en sentido inverso por lo que respecta á la superior. En el

Índice de páginas de Mamiferos.



Biblioteca ilustrada de Gaspar y Roig.
Los Tres Reinos de la Naturaleza.
Museo Pintoresco de Historia Natural.
Descripción completa de los animales, vejétales y minerales útiles y agradables:
su forma, instinto, costumbres, virtudes ó aplicaciones á la agricultura, la medicina y las artes en general, comprendiendo mayor número de géneros que en todas las obras publicadas hasta el día.

El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Museo pintoresco de Historia Natural. Los tres reinos de la naturaleza.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Francisco Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si quieres modificar datos o ampliar la información suministrada informanos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.