Pasapues > Buffon. > Los Tres Reinos de la Naturaleza. > Tomo 2.

Zoología. Cetaceos. Pgina 129. Los tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 2. Buffon.. Los Tres Reinos de la Naturaleza., Tomo 2..



| los testes en los animales que se alimentan del fruto de su rapia, y en fin, que se parece al cerebro del Hombre mas que al de la mayor parte de los Cuadrpedos.

Las dimensiones y la forma del cerebro del Delfn no solo deben hacer mas verosmiles algunas de las conjeturas que se han formado acerca de la inteligencia de este Cetceo, sino que parece prueban tambin las que se han formado respecto su sensibilidad.

Otro comprobante de estas mismas conjeturas es la perfeccin del olfato del Delfn: los Mamferos mas sensibles, y en particular el Perro, disfrutan siempre de un olfato de esquisita sensibilidad; y pesar de la naturaleza y de la posicin particular def sitio del olfato en los Cetceos, se sabia desde el tiempo de Aristteles, que el Delfin distingua con prontitud , y desde muy lejos las impresiones de los cuerpos olorosos. Su carne esparce un olor bastante njtable como la del Cocodrilo , la de otros muchos Cuadrpedos ovparos, y de muellsimos habitantes de las aguas de los ros, cuyo olfato es muy fino; y sin embargo, todo olor, demasiado fuerte extrao aquellos que est acostumbrado, obra tan vivamente sobre sus nervios, que al momento se fatiga, se atormenta , y aun veces se incomoda altera extraordinariamente; y Pimo refiere que un procnsul de frica trat de hacer perfumar un Delfn que venia muchas veces cerca de la costa y se acercaba familiarmente los marineros; el Cetceo permaneci algn tiempo como aletargado y privado de sentido; despus se alej rpidamente, y no volvi aparecer mas hasta pasados muchos dias.

Rstanos todava advertir que la sensibilidad de un animal se aumenta segn el nmero de sensaciones que recibe, y que este nmero, en igualdad de circunstancias, es tanto mayor, cuanto mas mutaciones locales verifica el animal', el cual por consecuencia recibe de este modo las impresiones de un nmero mas considerable de objetos extraos. Y es de notar que el Delfin nada casi sin interrupcin y con mucha rapidez.

El aparato que debe esta gran facilidad de movimiento , se compone de su cola y de la aleta en que termina ; esta se divide en dos lbulos, cada uno de los cuales es poco escotado, y tal la anchura de esta aleta caudal que constituye generalmente las dos novenas partes de la longitud total del Cetceo. Esta aleta y la cola misma pueden moverse con tanto mas vigor cuantoque los poderosos msculos que la imprimen sus variados movimientos, se insertan en altas apfisis de vrtebras lumbares. Se tenia una idea lat aventajada de su prodigiosa fuerza, que segn Rnndelet, hay un proverbio que compara a los que quieren hacer una cosa imposible, con los que quieren atar un Dellin por la cola.

A causa de. este remo vigoroso que el Delfn agita con tanta celeridad, le han llamarlo los marineros la Hecha del mar. Mr. de Saint Pierre, miembro del Instituto, dice en la relacin de su viaje la isla de Francia, que vio caracolear un Delfn en torno del bajel, mientras que este caminaba un mirimetro por hora, y Plinio asegur que el Delfn recorre las distancias con mis velocidad que una Ave un dardo lanzado por una mquina poderosa.

La aleta dorsal de este Cetceo no aumenta su velocidad , pero puede ayudarle dirigir los movimientos. La altura de esta aleta, medida lo largo de su curvatura, es comunmente un sexto de la longitud del Dellin, y su largo de un noveno. Presenta una escotadura en su borde posterior, y una inflexin detrs de la punta.

Hllase colocada por encima do las diez y seis vrtebras que vienen inmediatamente despus de las dorsales, y se baila en su base una fila longitudinal de pequeos huesos oblongos mas gruesos por abajo que por arriba, un poco encorvados hacia atrs ocultos en los

bro, como conviene un animal nadador. Por esta organizacin, los brazos, aletas remos laterales del Dellin, tienen un puni de apoyo mas lijo y obran sobre el agua con mayores ventajas. De los msculos que mueven el hmero el brazo propiamente dicho, el gran dorsal de los Cuadrpedos est reemplazado en el Delfn por un pequeo msculo que se inserta en las costillas por digitaciones, y que est cubierto por la porcin dorsal del que se llama panculo carnoso; los msculos supra-espinatos, el infra-espinato, el grande y el pequeo redondos estn poco distintos como atrofiados.

Por otra parte, el hmero, los dos huesos del antebrazo que estn muy comprimidos, los del carpo muy aplastados, los huesos del metacarpo muy deprimidos y soldados entre s, las dos falanges muy aplastadas del pulgar v del ltimo dedo, las ocho falanges anlogas del segundo dedo , las seis del tercero y las tres del cuarto, tienen entre s una unin que hace formar un conjunto , cuyas parles son casi inmviles unas con respecto otras, mientras que los msculos que ponen en movimiento el agregado de todas ellas, tienen tal forma, tales dimensiones y posicin, que la aleta que componen puede azotar el agua con rapidez, y por consiguiente con fuerza. Pero esta especie de inflexibilidad de la aleta pectoral, al mismo tiempo que la constituye un rgano excelente de natacin, solo le permite un taeto imperfecto y obtuso.

El Delfn no posee ningn rgano que pueda aplicar los objetos exteriores , de modo que le sea posible abrazarlos, palparlos, pesarlos, percibir su peso, su dureza, las desigualdades de su superficie, recibir en fin impresiones muy distintas de su figura y de sus diversas cualidades. Puede, sin embargo, en ciertas rir-cunstanciasexperimentarimapartedeestas sensaciones, colocando el objeto que quiere tocar, entre su cuerpo y la aleta pectoral. y sostenindole con ella. Por otra parte, toda su superficie est cubierta de una piel bastante gruesa, pero blanda y fcil de ceder la impresin de los objetos, por lo que puede trasmitir estas impresiones los rganos interiores del animal. Su cola flexible puede aplicarse una gran parte de la superficie de muchos de estos objetos. Se podra, pues, suponer en el Delfin un tacto de suficiente extensin para concederle, mediante la consideracin de este sentido, la inteligencia que le han atribuido muchos autores antiguos y modernos.

La relacin del peso del cerebro con el del cuerpo es como 1 25 en algunos Delfines, as como en muchos individuos de la especie humana, en ciertos Macacos y Sapajes; mientras que en el Castor es algunas veces de 1 290, y en el Elefante de 1 500.

Los clebres anatmicos y fisilogos Mr. Soemme-ring y Mr. Ebel, han demostrado que en general, y en igualdad de circunstancias, cuanto mayor es el dimetro del cerebro medido en su mayor latitud, respecto al de la mdula oblongada, medida en su base, mas preeminencia debe suponerse en el rgano de la reflexin sobre el de los sentidos exteriores, lo que es lo mismo, mas alta inteligencia debe atribuirse al animal. El dimetro del cerebro es al de la mdula oblongada en el Hombre, como 182 26; en el Macaco, llamado tambin Bonete chino, como 182 43; en el Perro, como 182 es 69, y en el Delfn como 182 es 14.

Adase esto que el cerebro del Delfin presenta numerosas circunvoluciones , casi tan profundas como las del cerebro del Hombre, y para acabar de dar bastante idea de esle rgano, diremos que tiene hemisferios muy gruesos; que cubre el cerebelo, que se presenta redondeado por todas partes , y casi es dos veces mas ancho que largo; que las eminencias tubrculos llamados testes, son tres veces mas voluminosos que aquellos que se ha dado el nombre de nates, que se observan casi siempre mas pequeos que



 

Índice de páginas de Mamiferos.  

 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen



El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Para consultar, aclaraciones o corregir errores por favor informanos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.