Pasapues > Buffon. > Los Tres Reinos de la Naturaleza. > Tomo 2.

Zoología. Cetaceos. Pgina 118. Los tres Reinos de la Naturaleza. Tomo 2. Buffon.. Los Tres Reinos de la Naturaleza., Tomo 2..



dugongo de las indias.

Halicore indicas (J. Cuv.); Halicore cetcea (lllig.); Trkhetus ditgong (Esil.j; Roscuarus indkus (Bodd.)

Tiene alguna analoga con los Lamantinos; sin embargo se diferencia esencialmente de ellos por sus aletas pectorales enteramente desprovistas de uas; por su cola semejante las de las Ballenas y Dellines: por la situacin de las narices que se abren en la parte superior del hocico bastante distancia de su extremidad y por algunos otros caracteres que iremos mencionando.

Las dimensiones mas comunes de este animal son de siete ocho pies de longitud sobre una circunferencia en la parte media del cuerpo de tres cuatro. Los dientes incisivos externos de la mandbula superior que se alaran en forma de defensas fuertes, rectas, de unas diez y ocho lneas lo mas, comprimidas por los lados y cortantes en su extremidad, le sirven de armas peligrosas. El aspecto del Dugongo es repugnante: figurmonos una cabeza voluminosa, que concluye con un labio anterior repentina y anchamente truncado , unos ojos pequeos, unos labios que forman gruesos rebordes; y tendremos la imagen , no de una graciosa Sirena, sino de un animal bien indigno de los encantos que se le han supuesto tan equivocadamente.

Tiene el cuerpo cubierto de una piel gruesa de color de pizarra por encima, y de un tinte mas claro y gradual mente blanquecino por debajo, donde se ven algunas manchas mas subidas; es lisa, y apenas se descubren en ella algunos pelos; las aletas braquiales estn guarnecidas en su interior de arrugas y callosidades, y son de forma oblonga; la cola tiene dos lbulos cortados en forma de media luna; el hocico es movible- en la quijada superior, y cubre, como los labios de ciertos Perros, los bordes de la inferior; por delante est truncado, y su superficie en forma de corazn al revs, es ligeramente convexa y est revestida , as como en los labios, de espinas crneas de una pulgada de largo , muy consistentes, que son sus rganos del tacto, cuerpos destinados para arrancar las yerbas marinas de que el Dugongo se alimenta. La punta de las defensas aparece por delante de este hocico mvil, debajo de dos depresiones iguales las del Genio. La parte interna de la boca est cubierta de verrugas crneas y de pelos; la lengua es corta, estrecha , y casi adherente en todos sus puntos; su extremidad est erizada de papilas crneas, y tiene en su base dos glndulas en forma de cliz; las encias son gruesas; las ventanas de la nariz forman dos hendiduras parablicas con rebordes semicirculares, susceptibles de contraccin y de dilatacin; los ojos son muy pequeos, convexos y con un tercer prpado; las orejas situadas detrs de los ojos, consisten en mas pequeas aberturas redondas y poco manifiestas.

No se han encontrado los Dugongos mas que en las costas en que el mar es poco profundo; y como no hay parte alguna en el globo de aguas mas tranquilas y menos alteradas por las tempestades, que los brazos de mar que separan las islas de la Sonda , las Mblucas, las islas Tidorianas y las tierras de los Papes, se encuentran all en gran nmero, pastando los fucos que crecen en las rocas, y que arrancan fcilmente con sus encias gruesas y duras, y con los pelos espinosos del hocico y de los labios. Sin embargo, parece que mudan de lugar segn los vientos monzones, y que se encuentran muchos sotavento de las islas para' abrigarse de los tifones que reinan en ellos en ciertas pocas, v que los estrellaran contra los arrecifesde las costas. Sus costumbres no son bien conocidas. Viven en reuniones numerosas, se defienden mutuamente y llega su audacia veces hasta quererse subir en las canoas donde van los pescadores. Son de condicin suave, afectuosos y llenos de ternura hacia sus hijos; si se coge una hembra hay casi seguridad de que el macho y los hijos se entregarn al harpon.

Sir Raffles menciona el estrecho de Singapore como el paraje en que se encuentra el mayor nmero de esto; Cetceos, que en ciertos tiempos frecuentan tambin las costas de Borneo, de Sumatra, de Timor y Ternate. Leguat habia hablado ya de la delicadeza de su carne; y lo que dicen sobre el particular los viajeros modernos corrobora completamente su relacin, porque dicen la reservan para la mesa de los sultanes : pero este lujo gastronmico es cada dia mas raro, y todo hace creer que dentro de algunos aos el Dugongo habr desaparecido de nuestro globo. Los Dugongos son en el Ocano de la ludia los representantes de los Lamantinos del Ocano Atlntico.

GNERO ESTELFERO.

Rutina (lllig.)

Los caracteres principales de este gnero son los siguientes : sistema dentario compuesto de cuatro dientes; de manera que no hay mas que uno en cada lado de unay de otra mandbula: estos dientes, de nat uraleza mas bien crnea que sea, tienen su corona aplastada, v surcada en su superficie con lminas de esmalte, naciendo ngulos entrantes y salientes en forma de zigzag. Sus raices son nulas, y por consiguiente no nacen en el alvolo, sino que se mantienen unidos al hueso de la quijada por una infinidad de pequeos vasos y nervios.

La cabeza es obtusa y sin cuello distinto: no tienen pabelln ni agujero auditivo aparente: el cuerpo, muy grueso en el medio, va adelgazando insensiblemente hasta la aleta caudal : la piel no tiene pelos y est cubierta de una epidermis muy fuerte y grueso, compuesto de fibras pequeos tubos crneos muy aproximados los unos los otros y perpendiculares al dermis. Las dos tetas estn colocadas en el pecho. Las aletas, que tienen en lugar de brazos, son enteras, sin apariencia de uas, y con una callosidad de aspecto ungulado. La aleta caudal es muy ancha, poco larga y en figura de. media luna, cuyas dos puntas se prolongan : los labios son gruesos, y parece que se dividen en dos rebordes redondos y salientes. La boca es pequea, y se halla por debajo del hocico. Los ojos estn provistos de. una cresta membrana slida y de naturaleza cartilaginosa , que forma como un tercer prpado en el ngulo interno de la rbita. Los huesos de los miembros anteriores son como los de los Lamantinos; pero los de la mano se reducen al carpo y al metacarpo, y carecen completamente de falanges. En la formacin de su esqueleto se cuentan seis vrtebras cervicales, diez y nueve dorsales y treinta y cinco caudales. Los huesos leos, redondos y prolongados, estn unidos con fuertes ligamentos paralelos la vigsima quinta vrtebra, remedando la pelvis. El estmago no forma mas que una bolsa nica, y el conducto intestinal esde un largo que se hace subir hasta cuatrocientos sesenta y seis pies. El ciego est muy desarrollado; el colon,ancho y abultado, tiene fuertes bridas que ensanchan la continuidad de su tubo. No se conoce de este gnero mus especie que el

Estellero boreal

Rytina borealis (lllig.); Stellerits borealis (Cuv.): Manotas (Stell.); Trkhetus manatus (Var.); Trkhetus borealis (Lin Gm.)

Esta especie es bastante numerosa en los mares orientales mas all de Kamstchatka, sobre todo en las cercanas de la isla de Rering, donde Mr. Steller ha descrito y aun disecado algunos de sus individuos



 

Índice de páginas de Mamiferos.  

 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen



El proyecto pasapues es una ampliacion del proyecto Aragón es así, y trata de recopilar y relacionar todo tipo posible de información documental sobre Aragón: textos, libros, artículos, mapas, ilustraciones, fotografías, narraciones, etc., y proceder a su publicación y difusión.

Copyright 1996-2019 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Si quieres modificar datos o ampliar la información suministrada cuentanoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookies para seguimiento de usuarios,
pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookies en esta web.