Pasapues > Buffon > Los tres Reinos de la Naturaleza > Tomo

Mamiferos. Carniceros. Tercer Suborden: Carnívoros. Familia Digitígrados. Tribu de Perros. Género Perro. Lobo. 315


chos que hembras. Dicen también que hay Lobos que en el tiempo del zelo se unen á su hembra y la acompañan siempre hasta que está cercana al parto; y que entonces esta se ausenta y esconde cuidadosamente sus hijos, para que el padre no los devore al nacer; pero que después de nacidos, el padre les toma afición, les trae de comer, y si llega á fallar la madre, la sustituye y los cuida cómo ella misma. Estos animales que tardan dos ó tres años en crecer, viven quince ó veinte; lo cual concuerda también con lo que se observa en otras especies, en quienes el tiempo del incremento es la séptima parte de la duración total de su vida. Los Lobos encanecen en la vejez, y entonces tienen todos los dientes gastados: duermen cuando están hartos ó fatigados; pero mas bien de dia que de noche, y siempre con sueño ligero: beben frecuentemente, y en tiempo de sequedad, cuando no hay agua en los charcos ó en los troncos de los árboles viejos, acuden mas de una vez al dia á las lagunas y los arroyos. Aunque son muy voraces, sufren fácilmente el hambre, y pueden pasar cuatro ó cinco dias sin comer, con tal que no les falte agua.

El Lobo tiene mucha fuerza, mayormente en los miembros interiores y en los músculos del cuello y de la mandíbula, y así es que lleva en la boca un Carnero sin dejarle tocar en la tierra, y corre al mismo tiempo con mas velocidad que los pastores, de suerte que solamente los Perros le pueden alcanzar y hacerle soltar la presa. Muerde cruelmente, y siempre con tanto mayor ahinco cuanto menos se le resiste, pues usa de precaución con los animales que pueden defenderse: teme el peligro, pelea únicamente por necesidad, y nunca por ímpetu de valor: cuando le disparan y la bala le rompe algún miembro, grita, y sin embargo, matándole á palos, no se queja corno el Perro: es mas duro, menos sensible y mas robusto: camina, corre, anda errante dias y noches enteras sin fatigarse, y quizá es entre todos los animales el mas difícil de cansar en la carrera. El Perro es manso y animoso; el Lobo, aunque feroz es tímido. Cuando cae en algún lazo ó cepo, queda tan aturdido y por tanto tiempo, que se le puede matar sin que se defienda, ó cogerle vivo sin que se resista: se le puede poner collar y bozal, encadenarle y conducirle después por donde se quiera, sin que se atreva á dar la menor muestra de cólera ó de disgusto. El Lobo tiene muy finos los sentidos de la vista y del oido, y principalmente el del olfato: ventea á mas largo trecho de lo que alcanza con la vista: el olor de la carne muerta le atrae de mas de una legua: huele también a lo lejos los animales vivos, y aun los sigue bastante tiempo por el rastro. Nunca se aleja del bosque confiadamente, sino que se detiene á la salida, ventea por todos lados, y recibe así los efluvios de los cuerpos muertos ó vivos, que el viento le lleva de lejos. Prefiere la carne viva á la muerta, y no obstante devora los cadáveres mas infectos. Es muy aficionado á la carne humana, y tal vez no comería otra si él fuese mas fuerte que el Hombre. Se ha visto los Lobos seguir los ejércitos, llegar en manadas numerosas á los campos, de batalla, en que sin el conveniente cuidado se habian enterrado los cadáveres, descubrirlos y devorarlos con codicia insaciable; y estos mismos Lobos, acostumbrados á la carne humana, acometer después á los hombres, y antes al pastor que al ganado, devorar las mujeres, llevarse los niños, etc.

Por lo mismo á veces ha sido preciso poner en alarma todo un país para acabar con ellos. Los príncipes tienen monterías para esta caza, que sin ser desagradable, es útil y aun necesaria. Los cazadores distinguen los Lobos en Lobeznos, Lobos nuevos y Lobos viejos, y los conocen por los pies, esto es, por el rastro y huellas que dejan en la tierra; pues cuanto mas viejo es el Lobo, tanto mas grueso tiene el pié, y la Loba le tiene mas largo y mas estrecho, el talón mas pequeño y las uñas mas delgadas. Para concertar el Lobo, se necesita un buen Perro y también animarle y escitarle cuando encuentra el rastro, porque todos los Perros le tienen aversión y le siguen flojamente. Cuando se ha levantado el Lobo, se previenen los ventores que le han de dar caza, dividiéndolos en dos ó tres secciones, de las cuales se emplea una en levantarle y se colocan las otras adelante para estar de parada. Los primeros se sueltan desde luego para que le sigan, acompañados de un hombre á caballo; se sueltan los segundos á setecientos ú ochocientos pasos mas adelante cuando el Lobo va á pasar, y después los terceros cuando los demás Perros empiezan á alcanzarle y fatigarle. Toda la montería junta le rinde bien pronto, y entonces el montero le acaba con la bayoneta. Los Perros no muestran ningún ardor por patearle, y tienen tanta repugnancia á su carne, que es preciso aderezarla y sazonarla cuando se les quiere encarnar con ella. Se le puede cazar también con Podencos, pero como siempre parte derecho y corre todo un dia sin cansarse, esta caza es fastidiosa, á menos que los Podencos estén sostenidos por Galgos que le alcancen y fatiguen, y les den tiempo para acercarse.

En las tierras llanas se hacen las batidas á fuerza de hombres y de Mastines, se arman celadas, se disponen cebos, se abren hoyos, se esparcen bolas de comida envenenadas, pero todo esto no impide que haya siempre el mismo número de Lobos principalmente en los países muy montuosos. El color del pelo de estos animales varía según los diferentes climas y á veces en el mismo país. Además de los Lobos comunes se hallan en Francia y en Alemania algunos de pelo mas espeso y que tira a pajizo. Estos Lobos mas montaraces, y menos nocivos que los otros, jamás se acercan á las casas ni á los ganados, y no viven de la rapiña sino de la caza. En los países del Norte se encuentran Lobos enteramente blancos y otros totalmente negros; estos últimos son mayores y mas fuertes. La especie común está esparcida generalmente, pues se han hallado en Asia, en África y en América igualmente que en Europa. En el Oriente, y principalmente en Persia, hacen servir á los Lobos para los espectáculos del pueblo: los acostumbran desde pequeños á la danza, ó por mejor decir, á una especie de lucha contra gran número de hombres; y se compra según Chardino, por cien escudos un Lobo diestro en la danza. Este hecho prueba, á lo menos, que, á fuerza de opresión y de tiempo estos animales son capaces de alguna especie de educación.

Nada bueno tiene este animal sino la piel: de ella se hacen forros groseros, pero calientes y durables: su carne es tan mala, que repugna á todos los animales, y solamente el Lobo comé con gusto á su semejante: eshala de las fauces un hedor infecto. Como para saciar su hambre, devora sin distinción todo cuanto halla, carnes corrompidas, huesos, pelo, pieles medio curtidas, y aun cubiertas enteramente de cal, vomita con frecuencia, y mas veces se desocupa de las que se llena: en fin, siendo desagradable en todo, en su aire agreste, en su aspecto salvaje, en su ahullido espantoso, en su hedor intolerable, en su natural perverso y en sus costumbres feroces, es odioso y nocivo en vida, é inútil después de muerto.

LOBO NEGRO.
Canis lycaon (Lin.); Vulpes nigra (Gem.)

Queda dicho en la historia del Lobo común, que los hay enteramente blancos, y negros en el Norte de Europa y que son mayores que los demás.
Veamos como se expresa Buffon relativamente á los últimos.

Página siguiente

 

Índice de páginas de Mamiferos.

 

Marzo trae hojas y noviembre las despoja.
Hasta el día de Navidad no es invierno de verdad.
De San Martín en adelante, no hay diablo que aguante.
El pudor de las mujeres es la más rica de sus dotes. Plauto

 

Felix Azara | Francisco Loscos | Ignacio Jordan de Asso | Odón de Buen

Copyright 1996-2017 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón (España)

Actualiza la información que consideres obsoleta cuentanoslo

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia

Esta web no usa directamente cookis para seguimiento de usuarios, pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookis en esta web.