Aragón > Personajes

Luis Buñuel Portolés Personajes de Aragón.

Realizador cinematográfico.


Nacido en Calanda sus padres fueron Leonardo Buñuel González y María Portolés Cerezuela y él fue primogenito de siete hermanos.
Su infancia transcurre en Zaragoza. Pasa los veranos en Calanda, y posteriormente en San Sebastián, pero acude siempre a su pueblo natal en los días de Semana Santa. En Zaragoza Buñuel cursa sus estudios de bachillerato. Entre sus aficiones principales de aquel entonces figuran la entomología y la música.
En 1917, marcha a Madrid para estudiar la carrera de ingeniero agrónomo, pero no logra entrar en la Facultad. En 1920 se matricula en los cursos del entomólogo Dr. Bolivar, para hacerlo despues en la Facultad de Filosofía y Letras donde se licencia en 1924. Lo más decisivo de esta época es su estancia en la Residencia de Estudiantes, donde establece amistad con Federico García Lorca, Pepín Bello, Salvador Dalí, José María Hinojosa. Alli conoce las tendencias más importante del arte y pensamiento de aquel tiempo.

Posteriormente marcha a Paris, donde en mayo de 1926 pone en escena El Retablo de Maese Pedro, de Manuel de Falla.
Se matricula en la Academia de Cine de Jean Epstein, estudiando interpretación, pero sus primeros trabajos son como ayudante de dirección -en Mauorat (1926) de Jean Epstein; en La Sirène des Tropiques (1926) de Henri Etièvant y Mario Napals, y en La Chute de la Maison Usher (1927), de Jean Epstein.
De 1928 data su primer proyecto cinematográfico personal, El Mundo por Diez Céntimos (guión de Ramón Gómez de la Serna). En el mismo año, Buñuel se adhiere al grupo surrealista de París, atraído por su intransigencia moral y artística y por su nueva política social, con las que se siente plenamente identificado. Él aporta al grupo la cinematografía, decidiendo llevar la estética del surrealismo a la pantalla: Un chien andalou (Un perro andaluz, 1928) es, efectivamente, la primera película surrealista. La realizó en colaboración con Salvador Dali, y el film obtuvo un inesperado éxito de público, suscitando infinidad de comentarios y no pocas imitaciones. Dos años después, en 1930, y con la participación meramente nominal de Dali, realiza L´Âge d´Or (La Edad de Oro) cuyo estreno provoca un gran escándalo. Los surrealistas lanzan un manifiesto en su defensa, mientras que la extrema derecha le ataca desde las páginas de Action Française, y sus acólitos casi destruyen la sala de exhibición. Las proyecciones siguen, sin embargo, hasta que las prohíbe el jefe de Policía de París.
En el mismo año de 1930 marcha a Hollywood contratado por la Metro Goldwyn Mayer como "observador". Conoce a Einsenstein y a Charles Chaplin. Rescinde prematuramente su contrato y vuelve a Francia, regresando a España con ocasión de la proclamación de la Republica, para volver de nuevo a París. En 1932 se separa del grupo surrealista y trabaja para la Paramount, en la adaptación de películas al español. Luego, en Madrid, sería supervisor de doblaje de la Warner Bross.
En 1932 realiza su tercera película, Tierra sin pan (Las Hurdes), sobre dicha comarca española. La película fue prohibida por el gobierno de la República. A petición de Ricardo Urgoiti, se hace cargo de la producción de la Filmófono, y es el productor ejecutivo de Don Quintin el amargao (1935) de Luis Marquina, de La Hija de Juan Simón (1935) de José Luis Saenz de Heredia, de ¿Quién me quiere a mí? (1936), también de Saenz de Heredia, y de ¡Centinela alerta! (1936) de Jean Grémillon. En 1936 estalla la guerra civil y Luis Buñuel, movilizado, sigue trabajando en el cine, reuniendo y conservando material documental. Enviado a París, donde era embajador de la República Luis Araquistain, supervisa el montaje y escribe con Pierre Unik el comentario de España leal en armas, de J.P. Le Chanois.
En 1938 vuelve a Hollywood, pero al suspenderse el proyecto de dos películas prorepublicanas sobre la guerra civil que debía supervisar, se encuentra sin trabajo. Iris Barry le llama al Museo de Arte Moderno de Nueva York, donde desarrolla una intensa labor, la única muestra de la cual el realizador español ha querido reconocer como obra personal es Triumph of Will (1939), montaje alternado de las peliculas El triunfo de la Voluntad (1938) de Leni Riefenstal, exaltación del nazismo, y de Bautismo de fuego (1939) de Hans Bertram, sobre la invasión de Polonia. En 1942 se ve obligado a dimitir de su puesto, al hacerse público a través de un libro de Salvador Dali que Buñuel era el autor de L´Âge d´Or.
Posteriormente hace documentales para el Ejército norteamericano y doblajes en Hollywood para la Warner Bross durante los años 1944-46, mientras proyecta, sin llegar a realizar, diversas películas: The Sewers of Los Angeles, en colaboración con Man Ray, Ilegible, Hijo de Flauta, en colaboración con Juan Larrea, y una versión fílmica de La Casa de Bernalda Alba, de Federico García Lorca.
En 1946 marcha a México, donde rueda Gran Casino (Tampico), producida por Oscar Dancigers. Buñuel adquiere la nacionalidad mejicana, y se instala en méxico con su esposa, Jeanne Rucar, y sus dos hijos, Juan Luis y Rafael. Los comienzos de la "época mejicana" de Luis Buñuel no son brillantes, aunque una serie de trabajos, cuya dignidad moral reivindicaría siempre el realizador, le permiten afrontar el porvenir tras los últimos años, angustiosos, en Norteamerica.
En 1950, Los olvidados causa sensación en el Festival de Cannes, donde la película obtiene el Premio a la mejor dirección. La crítica reencuentra en el film al gran autor de la "época surrealista", y Los olvidados conoce un resonante éxito internacional, que no llega, empero, a liberar enteramente a Buñuel de la servidumbre del cine comercial, pero, junto a productos de muy modesta estatura artística, van surgiendo en su filmografía una serie de obras del máximo interés, como su adaptación del Robinson Crusoe de Daniel de Foe (1953), Él (1954), Abismos de pasión (1954) -una versión cinematográfica de la gran novela de Emily Brontë Cumbres Borrascosas- Ensayo de un Crimen (La vida criminal de Archibaldo de la Cruz) (1955), al mismo tiempo que realiza diversas coproducciones con cinematografías europeas.
En los mejores títulos de la época mejicana, Luis Buñuel vuelve a ser el formidable rebelde de la época surrealista, más atemperado en la forma, y con un fuerte ingrediente de crítica social, como si el punto de partida fuera una sintesis de los planteamientos de sus tres primeras películas.
Lo que podría llamarse en cierto modo el "proceso de recuperación" culmina primeramente en Nazarín (1958), film que obtiene, entre otros, el Gran Premio Internacional del Festival de Cannes de 1959, y que señala el comienzo de una serie ininterrumpida de obras maestras cuyos títulos más sobresalientes serán Viridiana (1961), El ángel exterminador (1962) y Simón del Desierto (1965).
Una mención especial merece el caso de Viridiana: Luis Buñuel había regresado anteriormente a España tras su largo exilio, pero siempre de forma privada, y sin proyectar ningún trabajo cinematográfico; pero Viridiana, coproducción hispano-mejicana, se rodó enteramente en España y representó oficialmente a nuestro país en el Festival de Cannes de 1961, donde obtuvo la Gran Palma de Oro. Inmediatamente, el film se convierte en el tema de una resonante polémica internacional: L´Osservatore Romano lo ataca por sacrílego y blasfemo, la censura española lo prohíbe (su proyección en España no sería autorizada hasta 1977) pero la película alcanza un clamoroso éxito mundial. Como consecuencia del escándalo, Luis Buñuel no volvería a rodar en España hasta 1970, fecha de la realización de Tristana.
En 1962 y con Le journal d'une femme de chambre (Diario de una camarera) inicia Buñuel su colaboración con Serge Silberman, que produciría la mayor parte de sus ulteriores películas. Se inicia también la "época europea" (o más bien francesa) de su obra, que desarrolla una amplia meditación sobre la vida contemporánea, y una crítica de los falsos valores que la sustentan, y cuyo momento cumbre puede que sea Le Charme discret de la bourgeoisie (1972), donde vuelven a aparecer expresamente, reelaborados, nuevamente meditados, los grandes temas de la época surrealista.
Al igual que Viridiana, Tristana (1970) -que es adaptación de una novela de B.Perez Galdós (como Nazarín)- merece clasificarse en un grupo aparte, el de sus "peliculas españolas", ya que con Tierra sin Pan (Las Hurdes) son las únicas de toda sus filmografía rodadas en nuestro país y expresan el pensamiento de Buñuel sobre nuestra realidad histórica, social, moral, religiosa y cultural. España reconoce finalmente de un modo oficial su contribución a la cultura española en el Festival de San Sebastián de 1977, donde se presenta su última película, Cet obscur Objet du désir (Ese oscuro objeto del deseo), y se concede al realizador un premio especial por su magisterio cinematográfico.
La clasificación en diversos apartados de la obra de Buñuel no tiene más que un valor puramente didáctico, pues en su conjunto presenta la más rigurosa unidad, desarrollándose orgánicamente a partir de la época surrealista. Luis Buñuel, en efecto, permanece fiel a lo largo de toda su vida a los presupuestos esenciales del surrealismo, cuya finalidad no es la obra de arte, sino la instauración de una nueva actitud para cambiar al hombre y al mundo, destruyendo la civilización burguesa cuyos pilares, religión, familia, poder establecido en todas sus manifestaciones, convenciones sociales y fuerzas represivas, son objeto de una guerra sin cuartel en nombre y en defensa de una auténtica moral de la libertad y del hombre mismo, en tanto que individuo y como ser social.
Muchos años después de su adhesión al surrealismo y de haberse separado del Grupo Surrealista de París, el realizador declararía a Carlos Fuentes que el pensamiento que le seguía guiando a los setenta y cinco años era el mismo que le guiara a los veintisiete: es una idea de Engels según la cual el artista describe las relaciones sociales auténticas con el objeto de destruir las ideas convencionales de esas relaciones, poner en crisis el optimismo del mundo burgués y obligar al público a dudar de la perennidad del orden establecido. Según el propio Buñuel, el sentido último de sus películas es decir una y otra vez, por si alguien lo olvida o cree lo contrario, que no vivimos en el mejor de los mundos.
Ese pensamiento se expresa a través de una personalísima escritura cinematográfica que Carlos Fuentes resume diciendo que la mirada cinematográfica de Buñuel parte de la presencia específica de los objetos más banales: Buñuel utiliza comúnmente planos medios y generales estáticos que recogen sin comentarios una proliferación desordenada, amontonada, de objetos. Tan ayuna de relieve como la prosa de Sade, la cámara de Buñuel retrata una vida que fluye con vulgaridad, sin distinción, aunque con autonomía. Entonces interviene una técnica propia y precisa que podría describirse como el florecimiento del telón de fondo: con una velocidad que no posee otro cineasta (y con una tensión súbita también similar a la de Sade) el movimiento inesperado de la cámara primero iguala, en seguida conquista y finalmente supera el ritmo paralelo de la realidad. El acercamiento, el travelling o el corte son convulsivos precisamente en función de la neutralidad ambiente. Y el objeto, el rostro, el pie o el gesto seleccionados de entre el abundante y casi inmóvil desorden adquieren un relieve insoportable y se revelan en una conexión anteriormente impensable con la totalidad en la que, sin detenerse a celebrar el momento lírico, Buñuel vuelve a sumergirse de inmediato.

Filmografía

1928: Un chien andalou (Un perro andaluz).
1930: L´Âge d´Or (La Edad de Oro).
1932: Tierra sin pan (Las Hurdes).
1947: Gran Casino.
1949: El gran calavera.
1950: Los olvidados.
1951: Susana (Demonio y Carne); La hija del engaño (Don Quintin el amargao); Una mujer sin amor (Cuando los hijos nos juzgan).
1952: Subida al cielo; El Bruto.
1953: Las aventuras de Robinson Crusoe; Él; Abismos de pasión.
1954: La ilusión viaja en tranvia; El río y la muerte.
1955: Ensayo de un crimen (La vida criminal de Archivaldo de la Cruz); Cela s´apelle l´aurore (Esto se llama la aurora).
1956: La mort dans ce jardin (La muerte en este jardin).
1958: Nazarin.
1959: La fièvre monte à El Pao (Los Ambiciosos).
1960: The Young One (La Joven).
1961: Viridiana.
1962: El ángel exterminador.
1963: Le journal d´une femme de chambre (Diario de una camarera).
1965: Simón del desierto.
1966: Belle de jour.
1969: La Voie Lactée (La Vía Láctea).
1970: Tristana.
1972: Le charme discret de la bourgeoisie (El discreto encanto de la burgesia).
1974: Le fantôme de la liberté (El fantasma de la libertad).
1977: Cet obcur objet du désir (Ese oscuro objeto del deseo).

Extraido de la Gran Enciclopedia Aragonesa.


Aragoneses Ilustres

Lista Cronológica de los Reyes de Aragón

R E Y E S D E A R A G O N
CASA DE NAVARRA
CASA DE BARCELONA
Unión del Reino de Aragón con el condado de Barcelona
RAMA DE CASTILLA
UNION DE CASTILLA Y ARAGON
Monarquia Española
1516Juana I y Carlos I
1555Carlos I (solo)
1556Felipe I (II de Castilla)
1598Felipe II (III de Castilla)
1621Felipe III (IV de Castilla)
1665Carlos II
1700Felipe IV, (V de Castilla)
1701 a 1713Carlos, Archiduque de Austria
1724Luis I.
1724Felipe IV, (por segunda vez)
1746Fernando III, (VI de Castilla)
1759Carlos III.
1788Carlos IV.
1808Fernando IV, (VII de Castilla)
1808Isabel I, (II de Castilla)

Índice alfabético sobre Aragón

Índice alfabético del Mudéjar aragonés, Patrimonio de la Humanidad te mostrarán un Aragón antiguo, base y cimiento de la realidad actual.

También puedes conocer un fantástico bestiario que habita en sus monumentos.

Sergio Sanz fotografía Aragón allí por donde pasa

La información no estará completa sin un paseo por sus tres provincias: Zaragoza, Teruel y Huesca y sus variadas Comarcas, con parada en alguno de sus espectaculares paisajes como el valle pirenaico de Ordesa o el Moncayo o por oposición en el valle el Ebro.

Si razones de trabajo o familiares te han llevado Lejos de Aragón puedes Bajarte imágenes de fondo, sonidos o animaciones

También puedes dedicarte a los intangibles: desde la recopilación de leyendas que hacen a Aragón universal tu también puedes perseguir la presencia del Santo Grial en Aragón.

Otras páginas sobre Aragón en Internet

Hay otras actualidades y realidades que también te pueden interesar, aunque te parezca que la realidad se jubila, sigue adelante muy viva, Y la naturaleza también.
Para seguir la evolución del Aragonés de Aragón

Escudos | Goya | Historia | Libros

Copyright 1996-2017 © All Rights Reserved Javier Mendívil Navarro, Aragón

Si crees que falta algo, o está confundido escríbenos

Aviso Legal. Esta actividad de la Asociación Cultural Aragón Interactivo y Multimedia
Es una actividad cultural.

Esta web no usa directamente cookis para seguimiento de usuarios, pero productos de terceros como publicidad, mapas o blog si pueden hacerlo.
Si continuas aceptas el uso de cookis en esta web.